Y OTRAS HIERBAS

Significado y ejemplos de la expresión Y OTRAS HIERBAS

La frase Y OTRAS HIERBAS significa lo siguiente:  [Con matiz humorístico y con frecuencia para cerrar una enumeración] Y, quizá, otras cosas similares.

Ejemplos de uso

  1. El director general deportivo del Real Madrid, Jorge Valdano, presentó ayer su libro El miedo escénico y otras hierbas. El volumen recopila los mejores artículos periodísticos..del ex futbolista argentin publicados en los últimos años en la prensa, la inmensa mayoría de ellos en el diario EL PAIS.  D. B. El País,5-10-2002.
  2. [Encabezamiento y palabras bajo el mismo:]  Ovnis y otras hierbas. [Encabezamiento] / La proliferación de videntes, futurólogos, adivinadores, brujos y contactados por extraterrestres es alarmante, y la televisión [española] se ha convertido en un gran escaparate por el que desfila a sus anchas toda esta fauna esotérica.  El Semanal TV,18-2-1995.
  3. La oferta documental de [la cadena] La 2 [de TVE] se ha visto reforzada últimamente por unas excelentes producciones, nacionales y extranjeras, que han servido de excelente alternativa para aquellos que huyen de culebrones y otras hierbas televisivas de ínfima calidad. El Semanal TV,17-9-1994.
  4. [El líder del Partido Socialista] Aseguró que expedientaría a los discípulos de Lizarbe que han aceptado encantados los votos de independentistas y de antiguos colaboradores de Batasuna [el brazo político –según dicen– del terrorismo independentista vasco] para arrebatar las alcaldías a UPN [= Unión del Pueblo Navarro], la lista más votada en esos municipios.., desoyendo los pactos por las libertades [= contra el terrorismo] y otras hierbas.  Tanto y de forma tan severa lo afirmó, que quienes conocemos el percal sabíamos que en ningún momento iba a expedientar a nadie.  Carlos Herrera. ABC,4-7-2003.
  5. [En el último disco del grupo de Barcelona The City’s Last Noise] Hay melodías románticas exquisitamente bordadas (Beautiful remains), pop canónico, rock progresivo y otras hierbas estilísticas Esteban Linés. La Vanguardia,29-8-2010.
  6. En España, el machismo es inducido casi a la fuerza por la supervaloración del erotismo, que tampoco hay que olvidar. Y las mujeres no lo olvidan, menos que los hombres. Aquéllas piden machos y los machos hembras, con distintivos gestuales, indumentarios, de comportamiento y otras hierbas.  Francisco Nieva. ABC,29-10-1995.
  7. La izquierda [opositora al gobierno español] en estos días habla mucho de crispación. Vamos, que a los rojelios [= los rojos (las izquierdas)] eso de la crispación no se les cae de la boca. Dicen que nos encontramos en un <<escenario crispado>>. [El socialista Alfredo] Pérez Rubalcaba, como es el más pillastre de todos ellos, va más lejos y afirma, seguramente aguantando la risa, que <<los españoles están cansados de la crispación que genera [el presidente del gobierno José Mª] Aznar>>.[..] O séase, que la izquierda..arma en el Congreso el motín de las camisetas; el camarada [comunista] Gaspar Llamazares,..con los cinco [socialistas] de su mariachi,..sacan carteles en los escaños..;   socialistas, comunistas, sindicalistas, anarquistas,..organizan las manifestaciones de los tumultos, los destrozos, la guerra contra la policía, los cócteles molotov,..interrumpen o asaltan más de trescientas sedes del Partido Popular, exactamente 326, en toda España, sólo desde mediados de febrero al 2 de abril;..los dirigentes más encumbrados de la izquierda califican a [el presidente del gobierno] José María Aznar y a sus ministros y seguidores de <<asesinos>>, <<forajidos>>, <<sargentos de Bush>>, <<pistoleros>>, y otras hierbas de su escogido vocabulario para la paz y para el diálogo./ Ah, pero aquí quien genera la crispación es precisamente José María Aznar.  Jaime Campmany. ABC,20-4-2003.
Almendro florido en una imagen usada para ilustrar la expresión Y otras hierbas en el blog Expresiones del español.
Titular esta foto «almendro florido y otras hierbas» sería incorrecto, pero sí se podría titular así: «almendro florido junto a unas hierbas» (aunque pueda sorprender, el agua que hay bajo el mismo es un «charco», agua de lluvia acumulada en un hondo del terreno).