JURAR EN ARAMEO

Significado de la frase JURAR EN ARAMEO (o BLASFEMAR EN ARAMEO):  Maldecir iracundo o con gran vehemencia, profiriendo blasfemias y/o usando lenguaje malsonante.

Ejemplos de uso:

JURAR EN ARAMEO:

  1. [El entrenador italiano del Real Madrid] Fabio Capello se ha ido al Tíbet. Ha escogido el sitio ideal, junto a aquellos pacíficos monjes que le ayudarán a olvidar sus deseos de jurar en arameo. Con los tibetanos, seguramente, recobrará la paz que le hemos negado tantos días en Madrid.  Julián García Candau. La Razón,22-6-2007.
  2. [En entrevista de Jesús Amilibia a Mara Recatero (directora de teatro que ha dirigido la obra de Calderón de la Barca <<El alcalde de Zalamea>>):]  -[Jesús Amilibia] Es un alcalde, el de Zalamea, que personifica el honor. -[Mara Recatero] Ahora no hay mucho de eso.[..] -[Jesús Amilibia] ¿Da palabra de honor? -[Mara Recatero] Yo más bien juroen arameo. Ahora dices <<palabra de honor>> y da risa.  La Razón,10-12-2002.
  3. Están los rojelios [los socialistas españoles] que echan chiribitas y juran en arameo. Se engarabitan y encrespan contra el Papa en las tertulias de la radio y de la tele, a las que llegan con la consigna fresca de [el socialista Alfredo Pérez] Rubalcaba, impartida a la hora del desayuno. <<Leña al Papa>>, les habrá dicho Rubalcaba.[..] Están coléricos   Jaime Campmany. ABC,6-5-2003.
  4. Hay que ver cómo mienten los futbolistas. Yo por lo menos no les creo siempre que hablan. He visto a Ronaldinho [jugador del Barcelona] en los telediarios diciéndoles a los niños que él no ficharía por el Real Madrid. Puede que sea verdad, pero con los futbolistas debemos ser escépticos. Figo, por ejemplo, se vistió de blanco [fichó por el Real Madrid (tras jugar en el Barcelona)] o Luis Enrique de azulgrana [jugó en el Barcelona (tras pertenecer al Real Madrid)] (ambos, con toda legitimidad, por descontado) después de hacer patria y jurar en arameo en sus anteriores clubes.  Chapete. La Razón,8-1-2004.

BLASFEMAR EN ARAMEO:

  1. [Comienzo y final de artículo titulado <<Secadores de aire y otras sevicias>>:]  No sé quién es el maquiavélico hijo de puta que diseña los servicios públicos de bares, cafeterías y restaurantes. No puede ser casualidad. Rara es la vez que no salgo blasfemando en arameo. Antes, uno abría el grifo del agua, se lavaba las manos con una pastilla de jabón y las secaba con una toalla más o menos mugrienta, puesta en un toallero o en uno de aquellos chismes donde corría por tramos, o en un servidor de toallas de papel.. Ya no es así.[..] Y así volví a mi mesa [en el restaurante]: secándome las manos con disimulo en el mantel, un puño de camisa mojado y otro no, goteándome la cara y con la bragueta salpicada de agua.  Arturo Pérez-Reverte. XL Semanal,3-10-2010.

Deja un comentario

Scroll Up