DAR EL PEGO

La expresión DAR EL PEGO tiene dos significados:

  1. Causar [alguien o algo] la impresión positiva o favorable de que es mejor, o más auténtico o genuino, de lo que realmente es.
  2. Resultar [alguien o algo] convincente y parecer realmente así, lo que aparenta ser, siendo engañoso o no concordante con la realidad.

DAR EL PEGO   1

Causar [alguien o algo] la impresión positiva o favorable de que es mejor, o más auténtico o genuino, de lo que realmente es.

  • DAR EL PEGO DE + adjetivo = Causar [alguien o algo] la impresión positiva o favorable, pero falsa, de que es lo expresado por el adjetivo (algo mejor, o más auténtico o genuino, de lo que realmente es).

Ejemplos de uso:

  1. DAR EL PEGO alguien:  Y poco a poco me fui acostumbrando a fingir y fingir, a dar el pego   Julio Manegat. Spanish Show (novela de 1965).
  2. [Resumen del texto precedente: Jorge Semprún ha descalificado al periodista Luis María Anson, el que fuera gran director de ABC y extraordinario articulista en el mismo periódico]. Este Anson [según Semprún] es un retaco muy tonto que da el pego.  Alfonso Ussía. ABC,16-3-1997.
  3. [Resumen del texto precedente: Los políticos suelen prometer una mejora de la sanidad y de la educación]. Por lo que se refiere a la sanidad pública [española].. ¿Y la educación? En este terreno..es más fácil dar el pego, introducir..mercancía averiada, embaucar con trampantojos al desprevenido ciudadano. Bastan algunos gestos ampulosos, unos cuantos vocablos enigmáticos para llamar de otro modo a lo mismo de siempre y un manojuelo de acuñaciones y consignas simples –<<enseñanza para todos>>, <<enseñanza mixta>>, <<consejo escolar>>, <<asociaciones de padres>> y cosas así– para que muchos piensen que estamos en el mejor de los mundos.  Ricardo Senabre. ABC,30-5-1995.
  4. Estacionó el sedán*, que solía llamar “la carroza para dar el pego”, junto al que consideraba “mi coche”.  Pedro Casals. El señor de la coca (novela de 1987).     [* Sedán: tipo de coche. Familiar, grande (gama alta), de tres cuerpos: delantero, central y trasero].
  5. [Palabras de un artículo en el que se dice que a una camello que decía ser experta en arte le preguntó la policía cuáles son las diferencias entre el arte gótico y el romano y no supo qué contestar:]  Acaban de detener a una traficante [de droga] en el [madrileño] aeropuerto de Barajas. En su pasaporte falso ponía que la camello era “experta en arte”. Claro, una “experta en arte” se supone que no levanta sospechas, sólo que para ir por la vida dando el pego en cuestiones artísticas lo mínimo que se puede exigir son unos conocimientos básicos.  Ramón Palomar. Las Provincias, 19-10-1996.
  6. [Resumen del texto precedente: El gobernador del Banco de España, Luis Ángel Rojo, ha dicho que España difícilmente llegará a ser más rica de lo que es]. Yo me fío del señor Rojo a pesar de que exhibe las mismas graves maneras que su antecesor en el cargo, Mariano Rubio [gobernador del Banco de España de 1984 a 1992 y que en 1996 ingresaría en prisión por fraude fiscal y falsedad documental]. Aquí te da el pego hasta el arzobispo de Toledo, aliado incondicional de [el presidente de la región autónoma Castilla-La Mancha] José Bono en la alta tarea de destruir una agricultura industrial –la murciana y la valenciana– [oponiéndose –según se informa– a que el agua del río Júcar (que pasa por La Mancha) pueda ser usada para regar en las vecinas regiones de Valencia y Murcia].  Manuel Lloris. Las Provincias,20-12-1994.
  7. La Angelita, de soltera, trabajaba en Modas Françoise, Robes et Manteaux; doña Françoise, en su vida privada, se llamaba doña Paquita y no era francesa sino de Quiruelas de Vidriales, provincia de Zamora, pero como se teñía de rubio y fumaba echando el humo por la nariz con gran naturalidad, daba el pego a la gente y tenía una clientela muy distinguida   Camilo José Cela. Nuevas escenas matritenses (libro de 1965).
  8. DAR EL PEGO algo:  [Resumen del texto precedente: Últimamente han proliferado las películas excesivamente largas]. Ante la cantidad –en este caso, cantidad de minutos–, mucha gente tiende a acomplejarse y a suponer que una cosa muy larga tiene que ser buena a la fuerza.[..] Lo grande, lo largo, lo denso, impresiona, da el pego   Sergi Pàmies. El País,10-2-1995 [Tentaciones]. 
  9. [Crítica, en programación televisiva, a una película de R. Scott:]  Scott ya llamó la atención por la hermosa fotografía y la impecable dirección artística, pero la trama presenta demasiados baches narrativos.. En su día [1977], dio el pego entre la crítica, pero si hoy se atreviera a presentar una película así, su autor sería crucificado sin remisión.  Federico Marín Bellón. ABC,16-2-1999.
  10. [Crítica a filme calificado como <<malo>>:]  Como todo telefilme alemán que se precie, la carrocería da el pego, pero el motor es demasiado ruidoso y, definitivamente, patina en las curvas.  Federico Marín Bellón. ABC, 26-2-1999.
  11. [Palabras, en programación televisiva, sobre el filme de 1985, protagonizado por la escultural Kelly LeBrock, <<La mujer explosiva>> (Weird Science):]  La vieja quimera de crear a la mujer perfecta se hace posible merced a los avances tecnológicos. Dos jóvenes consiguen a una sumisa Kelly LeBrock, la mujer de rojo, en una película que habrá envejecido peor que la protagonista. En su día dio el pegoFederico Marín Bellón. ABC,14-1-2001.

DAR EL PEGO DE + adjetivo

(Causar [alguien o algo] la impresión positiva o favorable, pero falsa, de que es lo expresado por el adjetivo (algo mejor, o más auténtico o genuino, de lo que realmente es)):

  1. [El torero José Miguel Arroyo <<Joselito>>, en entrevista de Carmen Rigalt:]  no me gusta trabajarme la falsa modestia ni dar el pego de santo.  El Mundo,28-7-1997 [La Revista].

DAR EL PEGO   2

Resultar [alguien o algo] convincente y parecer realmente así, lo que aparenta ser, siendo engañoso o no concordante con la realidad.

  • DAR EL PEGO COMO + nombre = Resultar [alguien o algo] convincente y parecer realmente lo expresado por el nombre, siendo [esa persona o cosa] diferente.

Ejemplos de uso:

  1. DAR EL PEGO alguien:  [Resumen del texto precedente: En la Mancha, en los años 20 y 30 eran cientos las mujeres que mandaban más que el hombre en los hogares]. Lo curioso era que les sentase tan bien la mantilla y presentaran un aspecto de dulces sometidas que “daba el pego”.  Francisco Nieva. ABC,29-10-1995.
  2. [La película] <<Contra el imperio del kárate>>, donde los chinos no son chinos de verdad pero llevan bigote para dar el pegoRosa Belmonte. ABC,20-5-2005.
  3. Cuando Tony Curtis..empezó su carrera actoral no estaba de moda..que los hombres fueran guapos.. Y él era muy guapo, con una belleza bonita.[..] Travestido de mujer [en el filme Con faldas y a lo loco], casi daba el pego.  Luis Antonio de Villena. El Mundo,1-10-2010.
  4. [En crítica a la película de 1987 <<Los intocables de Elliot…>>:Kevin Costner se convirtió en una mala réplica de Gary Cooper (pero en su momento dio el pego) al interpretar al intachable Elliot Ness, un agente federal que, con tesón y una gran fuerza moral, se enfrentó y logró meter en la cárcel a Al Capone.  Cecilia García. La Razón,26-12-2000.
  5. [En el filme <<El patrullero P.T.109>>] Cliff Robertson da vida a JFK [= John Fitzgerald Kennedy] en su etapa como marine durante la Segunda Guerra Mundial. La mejor alabanza es que el protagonista consigue dar el pegoFederico Marín Bellón. ABC,23-11-1998. 
  6. [Resumen del texto precedente: En muchas teleseries españolas, los actores no casan con los personajes que interpretan]. Por el contrario, hay otros personajes que se ajustan..a quienes los interpretan. Verónica Forqué y Tito Valverde forman una pareja creíble en Pepa y Pepe. Concha Cuetos y Carlos Larrañaga dan el pego [en la serie titulada Farmacia de Guardia] y a nadie le extrañaría encontrarse a la televisiva farmacéutica despachando aspirinas.  Rita Borque. El Semanal TV,28-10-1995.
  7. DAR EL PEGO algo:  el mío [mi reloj] es una imitación de esas que se venden en el barrio chino de Nueva York por tres dólares (aunque si usted no es demasiado astuto, da el pego).  Ramón Palomar. Las Provincias,24-9-1996.
  8. Pues [a pesar de la importancia del mar como fuente de alimentos] el pleno de nuestras Cortes autonómicas [de Valencia] debatió la ley de Defensa de los Recursos Pesqueros con escaso interés.. El asunto no es sólo grave en sí mismo; lo es también como síntoma. El pez no gana votos.[..] No se trata de un asunto “urgente”, de un asunto que vaya a costarle las elecciones a nadie. Pues se olvida uno del pez, que en el restaurante todavía te sirven rodaballo o mejor dicho, un pariente cercano del mismo llamado remol. Porque el rodaballo ya es rara avis por estas latitudes, pero el remol se le parece bastante como para dar el pegoManuel Lloris. Las Provincias,1-5-1994.

DAR EL PEGO COMO + nombre

(Resultar [alguien o algo] convincente y parecer realmente lo expresado por el nombre, siendo [esa persona o cosa] diferente):

  1. [En la película <<El mejor>>] Robert Redford da el pego como jugador de béisbol pero no abandona su faceta de galán romántico.  Cecilia García. La Razón,4-7-2001.
  2. [Palabras, en programación televisiva, sobre el protagonista de una película y su papel en la misma:] Dabney Coleman da el pego como policía a punto de retirarse que, al descubrir que tiene una enfermedad terminal, decide morir en acto de servicio para que su mujer, Teri Garr, cobre el seguro.  Federico Marín Bellón. ABC, 3-7-1999.

En el texto entre las dos fotos siguientes se hace uso del primer significado de la frase aquí tratada (Causar [alguien o algo] la impresión positiva o favorable de que es mejor, o más auténtico o genuino, de lo que realmente es):

Paisaje manchego de La Roda de Albacete con flores silvestres amarillas y cardos en imagen usada para ilustrar la expresión dar el pego.
Flores silvestres para dar el pego en cuneta en la carretera entre La Roda y Santa Marta de Albacete. 23 de julio de 2020, 10:23 horas – 1

El paisaje de arriba (visto desde el borde de una carretera) es áspero. Está algo suavizado por las matas de la parte inferior de la imagen, pero no lo suficiente para endulzarlo. Pero si se recorta la zona de llanura seca tras las flores bajando la cámara, es decir poniéndola a inferior altura, de tal forma que la árida estepa quede camuflada y lo que predomine en lo que sale en la foto sea el verde y el amarillo de las flores y el azul del cielo, pues la foto da el pego. Efectivamente: ya no parece en la segunda foto, la de abajo, hecha como acaba de decirse, el lugar tan reseco, áspero y tirando a inhóspito que es. Lo que se llama dar algo el pego: parecer esa cosa mejor de lo que realmente es.

Paisaje manchego de La Roda de Albacete con flores silvestres amarillas y cardos en otra imagen usada para ilustrar la expresión dar el pego.
Flores silvestres para dar el pego en cuneta en la carretera entre La Roda y Santa Marta de Albacete. 23 de julio de 2020, 10:23 horas – 2

Deja un comentario

Scroll Up