LA POBRE MUJER

La expresión LA POBRE MUJER tiene dos significados:

  1. La referida mujer, por quien cabe sentir conmiseración (lástima o compasión).
  2. La referida mujer, a quien cabe despreciativamente considerar de poca valía.

LA POBRE MUJER   1

La referida mujer, por quien cabe sentir conmiseración (lástima o compasión).

Ejemplos de uso:

  1. La pobre mujer ha tenido muy mala suerte en la vida y ahora, para no variar, está en una situación horrible.
  2. Al entierro acudieron los vecinos y quien más quien menos compadecía a la pobre mujer [a la viuda]   Julio Manegat. Spanish Show (novela de 1965).
  3. Fue camarero, y parece que no lo hacía muy bien. Él mismo dice que le temblaba mucho el pulso y se ponía bastante nervioso. Una vez se le cayó media coca-cola en el pecho de una señora y..le pasó la bayeta a la pobre mujer por toda la zona.  Marcos Morales. Teleguía,12-3-2000.
  4. [Fragmento de un reportaje sobre las líneas de teléfono eróticas:]  <<Se trata de que el cliente esté casi convencido de que mantiene una relación sexual, y hablar mientras chupas una piruleta ayuda a simular que estás realizando una fellatio>>, explica Gisela, sonriendo. El locutorio donde trabaja está repleto de mujeres, bastantes con la cincuentena superada, que hacen ganchillo mientras excitan a comunicantes anónimos convencidos de estar hablando con una veinteañera libidinosa. Y de que quien le está atendiendo trabaja ligerita de ropa (una de las preguntas clásicas es precisamente saber cómo va vestida la teleoperadora, cuando en ocasiones la pobre mujer no se ha quitado ni el abrigo por el frío que hace en el lugar de trabajo).  Albert Soler. El Semanal,24-2-2002.
  5. [Resumen del texto precedente: Larry Elikann es un cineasta frecuente en las cadenas de televisión española]. Hoy [en las películas de la televisión española] nos toca sufrir junto a la madre de un muchacho encarcelado injustamente./ Si el filme les parece malo, piensen que peor lo pasa la pobre mujer, obligada a investigar para demostrar la inocencia del chaval.  F. M. B. ABC,15-11-1999.
  6. José García Ayala, 56 años, almeriense, policía nacional prejubilado, falleció apuñalado en el día de Nochebuena cuando defendía a una anciana que era atacada.[..] José García Ayala..dio su vida por evitar que le robasen el bolso con sus cuatro perras a la pobre mujer.  La Razón,28-12-2002.
  7. [Texto en sección humorística de una revista:]  Hoy hemos decidido en la oficina gastar una broma a nuestras esposas. Es una broma muy divertida e inocente. Consiste en decirle cada uno de nosotros a nuestra mujer al llegar a casa:/ –¡Infame!/ Y después, sin darle el beso de siempre, dirigirnos al dormitorio, sacar la maleta grande del armario, llenarla con nuestras cosas imprescindibles para vivir por nuestra cuenta, besar con tristeza a nuestros hijos y luego dirigirnos a la puerta, y allí dirigirnos de nuevo a la pobre mujer, que estará asustada sin entender nada de lo que pasa, para decirle con aire de reproche:/ –Y tú sabes por qué lo digo.  Chumy Chúmez. Blanco y Negro,4-7-1993.
  8. [Escribe Luis Ignacio Parada en el ABC del 7-3-2005: “Ante un grupo de representantes de instituciones que trabajan a favor de la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres, Maragall dijo ayer que el Gobierno catalán <<se siente a veces como una mujer maltratada>>”. Palabras al respecto:]  A lo mejor es que andaba con la toña* y le dio llorona, yo qué sé. Pero es la primera vez que le oigo decir a un político que se siente <<como una mujer maltratada>>. No sé si debemos tomar esa frase de [el presidente catalán Pasqual] Maragall como una confesión dramática, como una solidaridad disparatada con las pobres mujeres apaleadas por sus hombres o como una contribución chusca al rechazo social de la <<violencia de género>>, como ahora se dice [para referirse a la violencia doméstica]./ El caso es que la frasecica fue dicha por el presidente de la Generalitat [= el gobierno de Cataluña] y dicha queda para la pequeña y anecdótica Historia de la política y las sandeces que dicen a veces los políticos. Una mujer maltratada. Pobre mujer este Maragall.  Jaime Campmany. ABC,7-3-2005.     [* Al presidente de Cataluña, hay algún periodista que dice que le gusta empinar el codo más de la cuenta].

LA POBRE MUJER   2

La referida mujer, a quien cabe despreciativamente considerar de poca valía.

Ejemplos de uso:

  1. El ama de casa conoce que su criada se ha enamorado cuando empieza a notarla distraída. La pobre mujer no tiene la atención libre para movilizarla sobre las cosas que la rodean. Vive embobada, ensimismada, contemplando en su propio interior la imagen del amado, siempre presente. Esta concentración hacia su propio interior da al enamorado una apariencia de sonámbulo, de lunático, de <<encantado>>.  José Ortega y Gasset. Estudios sobre el amor (libro de 1941).
  2. [En programación televisiva, argumento de un filme, calificado como <<regular>>, y comentario sobre el mismo:]  Una joven comete dos errores. Por un lado, casarse con un hombre violento y celoso al que no ama; por otro, serle infiel. El tercero ya no es achacable a su voluntad; la chica se queda paralítica por un accidente y se encuentra a merced del marido. Que no les pase nada, ni a los espectadores ni a la pobre mujer.  Federico Marín Bellón. ABC, 28-10-1998.
  3. [Igual que sucedía en la decadente Roma con el circo de la carne humana arrojada a las fieras de la arena como carnaza visual arrojada a las fieras de las gradas,] Las cuotas de pantalla de [el diario programa televisivo de la tarde] El diario de Patricia crecen en relación directamente proporcional con su crueldad: un señor explica que su esposa padece el complejo de tener el culo plano, complejo que está sumiéndola en una crisis psiquiátrica. Ella, en otra sala, no sospecha que su marido está desvelando su complejo. Desesperado, él lo hace porque quiere ayudarla y decirle que la quiere. [La presentadora] Patricia [Gaztañaga] finge pretender lo mismo: hace entrar a la incauta mujer en el plató y a la voz de “a ver, que se vea en todas las pantallas del plató”, vemos en pantalla gigante un primer plano del culo de la mujer. España entera lo ve. La pobre mujer se hunde, rompe a llorar. Después de publicidad, más víctimas, más triturado de carne humana.  Víctor-M. Amela. La Vanguardia,18-9-2005.
  4. Pensando Mosén Millán en..las pobres mujeres del carasol, sentía una especie de desdén involuntario, que al mismo tiempo le hacía avergonzarse y sentirse culpable.  Ramón J. Sender. Réquiem por un campesino español (novela de 1960).

EXPRESIÓN RELACIONADA:

EL POBRE HOMBRE

Deja un comentario

Scroll Up