SIN PIZCA DE o SIN UNA PIZCA DE

La frase SIN PIZCA DE (o SIN UNA PIZCA DE) tiene dos significados:

  1. Absolutamente sin ningún [o ninguna] n; sin la menor cantidad de [la cosa expresada por el nombre (n) que sigue].
  2. Sin ni siquiera n en el menor grado; sin el menor grado de [la cosa expresada por el nombre (n) que sigue].

SIN PIZCA (o UNA PIZCA) DE + n   1

Absolutamente sin ningún [o ninguna] n; sin la menor cantidad de [la cosa expresada por el nombre (n) que sigue].

Ejemplos de uso:

SIN PIZCA DE + n:

  1. Abrí el frigorífico y me lo encontré sin pizca de comida.

SIN UNA PIZCA DE + n:

  1. Hizo una paella de conejo sin una pizca de conejo, exagerando un poco. Vamos, que de paella posiblemente tuviera mucho, pero de paella de conejo bien poquito, más bien sólo el nombre.

SIN PIZCA (o UNA PIZCA) DE + n   2

Sin ni siquiera n en el menor grado; sin el menor grado de [la cosa expresada por el nombre (n) que sigue].

Ejemplos de uso:

SIN PIZCA DE + n:

  1. En la tele-tacho (telebasura en lunfardo) las mujeres se arrojan vasos de agua y escupitajos mientras [la presentadora] Mercedes Milá histrioniza sin pizca de sal.  José Sotelo. ABC,29-11-2009.
  2. No he conocido antes de ahora a tanta gente inteligente pasando por una crisis de desencanto vital. No creen en nada, se les han desinflado los entusiasmos de todo tipo, forman parte de la horda de los desengañados irredentos. Pero ¿qué les ha desengañado tanto a esa gente? Deben estar vacíos de todo criterio, deben de ser personas muy <<en blanco>>, sin pizca de valores firmes y decantados, seres disponibles para que la publicidad..los colonice despiadadamente.  Francisco Nieva. ABC,23-6-1996.
  3. Decía yo en un artículo [en este periódico] sobre [el teatro romano de] Sagunto que al erigir un edificio nuevo sobre el antiguo [las piedras antiguas han sido cubiertas por nuevas, para que el teatro parezca nuevo en vez de antiguo], nos habían escamoteado “el impacto”. El anfiteatro era un “paisaje” que nos han hurtado. Eso sí, estos arquitectos sin pizca de poesía en las almas te montan un cirio retórico que, como dice Cervantes, “no lo entendiera Satanás”.  Manuel Lloris. Las Provincias,2-4-1994.
  4. Pasan cosas raras en los agostos. No me refiero a las serpientes de verano* ni al delfín que llega hasta la playa a charlar con los bañistas. Esos son sucesos normales, inventados con toda naturalidad y sin pizca de imaginación.  Jaime Campmany. ABC,4-8-1997.     [* Se llama <<serpientes de verano>> a las noticias de poca importancia que en verano, cuando las consideradas de mayor importancia suelen escasear, sirven para rellenar las páginas de los periódicos].
  5. [Javier] Arzalluz [el líder del Partido Nacionalista Vasco] profesa con entusiasmo y devoción la predicación étnica y racista de Sabino Arana [el fundador del PNV]. Escuchemos como habla el Oráculo del PNV al pueblo vasco: <<Vuestra raza, singular por sus bellas cualidades, pero más singular por no tener ningún punto de contacto o fraternidad ni con la raza española ni con la francesa, que son sus vecinas, ni con raza alguna del mundo, era la que constituía a vuestra Patria Bizcaya; y vosotros, sin pizca de dignidad y sin respeto a vuestros padres, habéis mezclado vuestra sangre con la española o maketa, os habéis hermanado y confundido con la raza más vil y despreciable de Europa, y estáis procurando que esta raza envilecida sustituya a la vuestra en el territorio de vuestra Patria>>.  Jaime Campmany. ABC,26-11-2003.

SIN UNA PIZCA DE + n:

  1. No sabemos por qué el español es tan proclive al <<ninguneo>> del prójimo.. Sin una pizca de generosidad [para con el prójimo dedicado al arte], la sociedad..se queda sin valores seguros   Francisco Nieva. La Razón,3-9-2000.
  2. En una ocasión soñé que iba al médico y que el médico me echaba un vistazo con la ropa puesta y meneaba con pesimismo la cabeza. A la espera de un diagnóstico sin duda sombrío, le pregunté cuánto tiempo me quedaba de vida. Entonces el médico me clavaba los ojos y sin la menor vacilación, sin una pizca de evasiva humanidad, me espetaba: <<¿Vives cerca?>>.  José Luis Alvite. La Razón,24-5-2003.
  3. [Fragmento de artículo de crítica política:]  Llegados a este punto, las abstracciones huelgan, la cháchara incomoda, los devaneos se indigestan. Con la venia de [los dramaturgos] Lope [de Vega] y Valle-Inclán –aunque sin una pizca, ¡ay!, de su descomunal talento– se hará lo que se pueda por confrontar la teoría con la crudeza de los hechos y pasar de las musas al teatro con la mayor presteza.  Tomás Cuesta. ABC,31-5-2008.

En el canal de Youtube Sandrostore hay un vídeo con una actuación del cantante argentino Sandro y bajo el que hay una gran cantidad de comentarios de oyentes. Uno de ellos, dejado con el nombre de <<elcentrojas777>>, dice así: <<Es increíble cómo una canción (¡e interpretación!) pueden ser sensuales, eróticos, etc., sin una pizca de vulgaridad. ¡Talento puro!>>. He aquí el vídeo:

ARGENTINA.  Sandro:  <<Trigal>>  (1969).

LETRA DE LA CANCIÓN

Trigal donde mis manos se dilatan, se comprimen y arrebatan. El color de tu trigal. Trigal, ay, trigal. Dame el trigal de tus amores para calmar viejos dolores con el pan de tu trigal. Con el pan de tu trigal. Trigal, ay, trigal. 

Trigo maduro hay en tu pelo; robó quizás la luz al sol. Yo soy el dueño de tu fruto, soy el molino de tu amor. Ay, trigal. Dame tu surco y dame vida. Borra mi tiempo y esta herida. Sí: ya es mío tu trigal. Sí: ya es mío tu trigal. 

Trigo maduro hay en tu pelo; robó quizás la luz al sol. Yo soy el dueño de tu fruto, soy el molino de tu amor. Ay, trigal. Dame tu surco y dame vida. Borra mi tiempo y esta herida. Sí: ya es mío tu trigal. Sí: ya es mío tu trigal. Sí: ya es mío tu trigal. Sí: ya es mío tu trigal.

 

Deja un comentario

Scroll Up