ESTAR A AÑOS LUZ

Significado de la expresión ESTAR A AÑOS LUZ

ESTAR A AÑOS LUZ significa, ponderativamente, ser extraordinariamente diferente.

  • <<Estar a años luz>> es una forma enfática de decir <<no poder ser más diferente>>. Aunque pueda parecer que esta segunda frase ya expresa el límite máximo posible de diferencia, eso es así sólo en su aspecto, pero no en su significado real. Ese límite máximo posible la expresión que lo expresa es <<estar a años luz>>.

Por ejemplo:

<<Mi hermano y yo no nos parecemos en nada. Estamos [mutuamente] a años luz>> es forma enfática de <<Mi hermano y yo no nos parecemos en nada. No podemos ser más diferentes>>.

Ejemplo de uso de ambas frases, <<no poder ser más diferentes>> y <<estar a años luz>>

La cantante española Lolita Sevilla en una imagen suya usada para ilustrar la expresión “estar a años luz”.
Estar a años luz de la música española puede estarse, pero si no se está, mucho mejor: se vivirá, sin la menor duda, más feliz y contento.

Ángeles Moreno Gómez, de nombre artístico Lolita Sevilla, nació en Sevilla en 1935 y desarrolló carrera como cantante y actriz. Como cantante se dedicó a géneros genuinamente españoles como la copla y el pasodoble. Varias de sus interpretaciones están recogidas en un disco que se puede escuchar en el canal de Youtube “VintageMusicFm”. Lleva el título de “Colección España #26 (álbum completo)”. Un comentario bajo el mismo dice así (no especifica a cuál de las catorce canciones se refiere):

<<The best Spanish song ever heard during my lifetime despite I cannot understand her singing lyrics. But I can be inspired her beautiful voice electrifying my heart. These songs are containing Spanish nature including some elements of Arabic rhythms too. The effect creates very special senses the cultural history in music between the Spain and the Arabs. Marvelous>>.

¿Que esta música incluye ritmos árabes? ¡¿En los pasadobles ritmos árabes?! ¿Y la historia cultural de la música entre España y los árabes? ¿En la copla historia cultural compartida? Ni en la copla ni en ningún otro género español, de los muchos que hay. Es lo que se dice estar a años luz la una de la otra. Sí señor, ni más ni menos: estar a años luz.

Por eso muy bien se podría responder a ese comentario con este otro, en cuyo principio y final se usa la equivalencia inglesa de las frases españolas <<no poder ser más diferentes>> y <<estar a años luz>>, que en este texto parece lo correcto traducir primero por la primera de estas dos frases y segundo por la segunda:

<<Arab music and Spanish music are worlds apart. No fusion or resemblances at all. I don’t mean to be rude, but no Spanish music gender has any Arabic influence at all. Not a bit of it. There are sometimes some Spanish rhythms pretending to sound Arabic, or rather playing at sounding Arabic, but they are fully Spanish and you cant’t find anything similar to them in the Arab world. Anywhere. Firstly Spaniards never needeed to copy from other cultures when they make music, not even a little bit. Or so it was to this day, when young people are taught in disgraceful TV shows how to be good at mainstream pop music sung in English, out of sheer social engineering against Spanish roots and heritage. And secondly it just so happens that a real Spaniard shows only a genuine Spanish soul, not a politically correct culturally mixed soul. It might be nice to be able to think, for the sake of modern policies, that Spaniards are a cultural mixture –especially if that mixture is with muslims, isn’t it?–, but I regret to say that Spaniards are Spanish Christians and that there is no such beautiful mixture. Or so they were, Spanish and Christians, when this music was composed, an undistant time seemingly worlds apart from present time>>.

(La música árabe y la española no pueden ser más diferentes. Ni mezcla ni parecidos por ningún lado. En absoluto. A veces se puede uno encontrar ritmos españoles que parecen querer sonar árabes, o más bien que juegan a sonar árabes, pero son completamente españoles y no se puede encontrar nada parecido a ellos en el mundo árabe. En ningún lado. En primer lugar, los españoles nunca han tenido que copiar de otras culturas al hacer música, ni siquiera un poquito. O así ha sido hasta hoy, en que a los jóvenes se les enseña en lamentables concursos televisivos a ser buenos imitadores en inglés del pop de masas, en una ingeniería social pura y dura contra las raíces y la herencia españolas. Y en segundo lugar, simplemente sucede que un español auténtico sólo muestra alma española genuina, no alma culturalmente mezclada en aras de la corrección política. Sería bonito poder pensar, en sintonía con las políticas modernas, que los españoles son una mezcla cultural –sobre todo si esa mezcla es con los musulmanes, ¿no es cierto?–, pero siento tener que decir que los españoles son cristianos españoles y que no existe esa mezcla tan bonita. O eso es lo que eran, españoles y cristianos, cuando se compuso esta música, una época no lejana que parece estar a años luz de la actual).

Otro ejemplo de <<no poder ser más diferentes>> y <<estar a años luz>>

La cantante española Amina en una imagen suya usada para ilustrar la expresión “estar a años luz”.
Estar a años luz del flamenco puede estarse, pero si no se está, mucho mejor: se vivirá más feliz y contento.

La muy poco conocida pero gran cantante gitana Amina tiene varias canciones en las que juega con el elemento árabe. Valga un par de ejemplos. La titulada “Venganza”, descrita como un “romance árabe”, que es una rumba flamenca, ni siquiera gitana, sino flamenca, de ritmo lento y toque exótico. No puede ser más española esta composición. Lo mismo que la del otro ejemplo, que es la canción titulada “Ritmo árabe” y que de ritmo árabe no tiene nada, pues es del mismo género y características que la anterior. No pueden ser ambas composiciones más diferentes de lo ajeno a la cultura española. Ni siquiera la rumba gitana es música gitana como cosa entendida diferente de lo español, ya que los gitanos españoles si tocan la rumba, sea gitana o flamenca, y lo mismo se puede decir del flamenco en general, es porque están en España. Sus ancestros de la India no tocaban nada ni remotamente parecido, según cabe colegir del hecho de que la música actual del norte de la India, como la de su vecino Pakistán, no puede ser más diferente de la española, se puede incluso decir que es cosa diametralmente opuesta. Simplemente los gitanos de España han absorbido el ser español, que han incorporado al suyo propio, del que no parecen haber renunciado, y que podría ser que les hubiera dado, en determinadas cuestiones, de duende por ejemplo, un plus. En el fondo de todo esto siempre subyace lo mismo: quitarle a España cualquier mérito posible y en todos los terrenos posibles. Es decir, la estrategia política de la leyenda negra antiespañola, que no es que nunca haya muerto sino que sigue tan viva como siempre, si no más que nunca, y de la que hay ejemplos por doquier. Modestia aparte, la música española –que incluye obviamente la americana al ser culturalmente la misma aunque fuera en su día perpetrada una desunión política del mundo español– no tiene parangón. Dicho sea con todo respeto a las demás, especialmente a la italiana y a la rusa, nada le llega a la suela del zapato (el mundo anglo tiene calidad imbatible en el género metal, pero eso es otro rollo). Por eso no sólo se la oculta en favor de bazofia inglesa y de mescolanzas sin alma ni carácter, sino que el riego de ponzoña antiespañola llega en lo musical a extremos como el de que haya artículos de prensa en inglés en los que se dicen cosas como que si el flamenco pervive es gracias a gente del África negra o que la misma palabra flamenco es norteafricana o, en su defecto, originada en territorio flamenco, o sea en Flandes (de este último malintencionado disparate se puede dar aquí la fuente: en “thefreelibrary” búsquese, en el apartado “periodicals”, el artículo titulado “Spanish flamenco: origin, loan translation, and in- and out-group evolution”). O sea, que mientras la palabra flamenco se atribuye a los moros o a los belgas (hay división de opiniones, je, je), su vigencia se debe a los buenos oficios de gentes del África profunda. Toma castaña. A lo mejor es que resulta que es una música congoleña, y por eso por allí saben manejar mejor lo de la supervivencia de la música española, o que creíamos, equivocadamente, que era española. Cualquier día de estos descubrirán que, efectivamente, así es: un robo más de los muchísimos perpetrados por los españoles (ya se sabe: fueron a América y les robaron el oro a los indios, previo su genocidio, faltaría más; y cuando terminaron de asesinar a niños por allí se fueron al África a robarles la música, y si no exterminaron a la gente fue porque cogieron una cogorza y se echaron a dormir la mona, que así de elemental se las gastan los negrolegendarios). Puede que incluso se atrevan a añadir algo con este significado (¡o escrito literalmente así!): <<Y los españoles creyéndose que era suya esta clase de música; es que no se enteran>>. Puede que, como van tan lanzados, dentro de poco digan también que, por muy cuento chino que pueda parecerle a alguno, el pasodoble lo trajeron a España de la China. Que es de donde, como no podía ser de otra manera, los españoles se copiaron no sólo <<Paquito el chocolatero>>, sino el <<Cántame un pasodoble español>>, muy bien interpretado por cierto por la también sevillana (de Coria del Río) Pastora Soler, meritoria superviviente del naufragio de la torpedeada música española y que de momento, y mientras no se demuestre lo contrario, es española. Bravo por ella pues, por española, por sevillana, por cantante y por estar a años luz de las basuras musicales al uso. Viva la madre que la parió.

TO BE WORLDS APART in Spanish

La expresión inglesa <<to be worlds apart>> se traduce al español de dos formas, dependiendo de cuál sea la intención (enfática o no): 1. (sin énfasis): no poder ser más diferentes. 2. (con énfasis) estar a años luz.

Ejemplo:

You and I are worlds apart = 1. No podemos ser más diferentes / 2. (forma enfática de la anterior) Estamos a años luz.

HABLAR EN PLATA

Significado de la expresión HABLAR EN PLATA

HABLAR EN PLATA significa hablar con brevedad y claridad; decir [algo] muy directa y claramente, sin rodeos y sin preocuparse por posibles opiniones ajenas de un exceso de rudeza o rotundidad en la expresión, es decir, sin cuidarse de evitar parecer excesivamente rudo o rotundo.

  • Se usa generalmente en la forma <<hablando en plata>>.

Ejemplos de uso de <<hablar en plata>> y <<hablando en plata>>:

  1. No siempre se puede permitir uno hablar en plata.
  2. Si me permites que te hable en plata, no me gusta en absoluto tu novio. De hecho, me parece horrible.
  3. Hay en Youtube un canal del doctor en Economía y analista político Santiago Armesilla titulado con su nombre. Y en él hay una entrevista a Gonzalo Rodríguez García, que se doctoró en Historia con un estudio sobre la tradición guerrera de la Hispania céltica y que tiene por su parte dos canales en los que, frente al mundo posmoderno y nihilista actual, defiende la cosmovisión tradicional (<<El aullido del lobo>> y <<La forja y la espada>>). Dicha entrevista de Santiago Armesilla a Gonzalo Rodríguez es a propósito del libro del segundo titulado <<El poder del mito>>. Palabras de Gonzalo Rodríguez al comienzo de la entrevista: <<Yo me muevo en las coordenadas de la doctrina tradicional. Esto es, de lo que comúnmente podríamos llamar la tradición sapiencial o la tradición perenne.. Esta tradición sapiencial no es exactamente una filosofía, ni una ideología ni una teología, si bien puede participar, hacer parte, de desarrollos filosóficos, teológicos o ideológicos. Pero en su matriz no es tal, porque el horizonte de la tradición sapiencial es básicamente la articulación y desarrollo, fíjate lo que te voy a decir, de la sabiduría y la fortaleza. El argumento último de la tradición sapiencial es la cordura, la fortaleza del alma. Es una especie de comprensión del hombre, de la vida y del mundo. Hacerse cargo de manera radical del hombre, la vida y el mundo en todo su carácter, vamos a decir, luminoso y oscuro; tan pletórico como trágico. Entonces, en la tradición perenne el horizonte es el de la sabiduría, la virtud y la fortaleza. Esta cosmovisión tradicional utiliza de manera recurrente el mito, el símbolo, la leyenda. O más que utilizar se puede decir que es el lenguaje propio en el que se desarrolla la tradición sapiencial. Y es por eso que para mí el mito es poderoso, es una arquitectura de pensamiento llena de poder, porque conduce a la cordura, en el sentido de que conduce a acercarse a lo que podríamos llamar, así, hablando en plata, las verdades de la vida. Las verdades de la vida que evitan estar neurotizado, que evitan estar alienado. Que evitan que seas disfuncional respecto del problema de ser y estar en el mundo como ser humano. Entonces, la tradición sapiencial es ante todo una especie de quintaesencia de la sabiduría. Y se puede rastrear en infinidad de mitos, leyendas, tradiciones ancestrales.[..] Entonces, para mí la tradición sapiencial es muy revolucionaria frente a la posmodernidad, que es la sociedad de la necedad, que es la sociedad con menos sabiduría y fortaleza que ha habido nunca, ¿no?: los individuos más neurotizados, insomnes, ansiosos y depresivos de la historia de la humanidad son los presentes.[..] Y bueno; ya…, así…, a bote pronto, no sé si me he explicado>>.
  4. En su canal de Youtube <<El aullido del lobo>> el historiador Gonzalo Rodríguez García entrevista, en un vídeo titulado <<Historia, mito y esencia de España>>, al también historiador, autor de varios libros sobre España, Daniel Gómez Aragonés. Y en el minuto 23:45 desarrollan el siguiente diálogo: -[Gonzalo Rodríguez]..Pero pensemos [también] en [el escritor británico J.R.R.] Tolkien, en [su novela] <<El señor de los anillos>>, que sí lo trato en profundidad [en su libro <<El poder del mito>>], cómo se ha actualizado el pensamiento mítico a través de Tolkien. Por supuesto habrá una serie de necios que con arrogancia positivista dirán que Tolkien y <<El señor de los anillos>> es un cuento, una fantasía para niños, juvenil. No tienen ni puta idea. -[Daniel Gómez] Hablando en plata. -[Gonzalo Rodríguez] Tolkien tiene un trasfondo riquísimo, donde se te está dando una cosmovisión..y una ética.
  5. Malos tiempos para el parlamentarismo sereno, para esa oratoria llena de pausas, de expresiones sosegadas y sesudas, de joyas orales que muchos seguimos escuchando con la ilusión de llegar siquiera a subir a una tribuna y usar los recursos, ya inventados, de esos genios de la palabra./ Todas esas joyas de la oratoria pasaron a la historia como eso: vetustas y valiosas alhajas de la paleontología oral. Hoy en día ningún orador, aunque sea portador de la virtud de la palabra, puede usar este maravilloso recurso, pues se dictan normas de premura, de electoralismo y del chascarrillo ocurrente; hablando en plata: hablar en titulares que explotan en los ojos del lector sin siquiera entrar en el contenido.  Pablo Cambronero Piqueras. El Español (elespanol.com),13-3-2019.

Ejemplos suplementarios:

1. El 18 de septiembre de 2022 apareció en Youtube un anuncio de <<la semana del inglés>>, algo relacionado con el aprendizaje del inglés como lengua extranjera de forma sencilla y efectiva gracias a un método que permitía aprenderlo sin necesidad de tener buena memoria y demás cualidades importantes a la hora de aprender idiomas. Y para poder aprovechar la oferta de dicho método tan bueno y ventajoso lo único que había que hacer era pinchar en un enlace. Pues bien, en vez de ese <<lo único>>, que es como se dice en español, dijeron <<todo>> (una copia de la construcción “all you do is + infinitive”): <<todo lo que tienes que hacer es pinchar en el enlace>>. Spanglish puro y duro. Hablando en plata, eso es lo del maestro Ciruela, que no sabía leer y puso escuela. Porque si alguien, en este caso un español, quiere dedicarse a enseñar un idioma extranjero, en este caso el inglés, lo lógico es que aprenda antes su propio idioma. ¿Qué fiabilidad como profesor de un idioma extranjero puede tener alguien que ni siquiera es capaz de hablar correctamente su propia lengua hasta el extremo de ni siquiera ser capaz de advertir que está sustituyendo fórmulas españolas por foráneas, como por ejemplo la ya extendidísima (¡hasta hay profesores de español en Youtube que empiezan sus vídeos así!) de <<mi nombre es>> (my name is) en lugar de <<me llamo>>? Elemental, querido Watson.

2. En la entrevista de la imagen bajo estas líneas, hecha en el año 2017, para su canal de Youtube <<El aullido del lobo>>, por el escritor y empresario toledano Gonzalo Rodríguez García al escritor y periodista valenciano José Javier Esparza Torres dice el primero como primeras palabras, previas a la presentación del segundo: <<Esto es el Aullido del Lobo, un canal para gente que, a pesar de todo, está decidida a ser fuerte, libre e indómita. Si tú no eres una de esas personas, este canal no es para ti>>. Es la forma en la que, quizá con alguna ligera variación, empieza todos sus vídeos en este canal (tiene otro, <<La Forja y la Espada>>, diferenciado del anterior en que no hace en él entrevistas, sino que es él quien desarrolla en solitario el tema de que se trate). En un comentario se le dijo que no parecía esa una forma demasiado educada de dirigirse a la audiencia. O algo así, con esa misma significación. Ciertamente lo que hace con esa introducción, destinada a separar el grano de la paja, es hablar en plata. Los ofendidos son la paja que hay que separar, ya que para qué van a gastar un tiempo en un visionado que pueden mejor dedicar, por ejemplo, a perfeccionar su posmodernidad.

Los escritores José Javier Esparza Torres y Gonzalo Rodríguez García en una entrevista del segundo al primero, en una imagen usada para ilustrar la expresión “hablar en plata”.
Hablar en plata puede estar muy bien, pero tiene sus riesgos o, más afinadamente dicho, no está exento de riesgos (Jorge Javier Esparza a la izquierda y Gonzalo Rodríguez, de negro, a la derecha. Y a la derecha de la imagen de ambos durante la muy interesante y recomendable entrevista se lee lo siguiente (texto de Gonzalo): José Javier Esparza es un periodista y escritor tan claro en sus argumentos y explicaciones como rebelde y disidente para con el mundo moderno. Su “Curso general de disidencia” o sus “Ocho pecados capitales del arte contemporáneo” son obras llenas de agudeza e inteligencia, en las que las falacias y dislates de la modernidad…).

APAÑADOS ESTAMOS

Significado de la expresión APAÑADOS ESTAMOS (o AVIADOS ESTAMOS)

(o, también, ESTAMOS APAÑADOS (o ESTAMOS AVIADOS))

<<Estar apañado>> significa <<estar en una situación buena o que a uno le resulta conveniente>>. En la expresión APAÑADOS ESTAMOS y sus variantes sinónimas se usa, irónicamente, para expresar lo contrario: ausencia de aquello que para uno resulta bueno o conveniente.

  • Dicha ausencia de lo bueno o conveniente para uno puede darse en el tiempo presente (en este caso su significado es <<¡es un panorama malísimo (negrísimo)!>>) o en el vaticinable futuro (en este caso su significado es <<¡es un panorama malísimo (negrísimo) el que nos espera!>>).

En los ejemplos que siguen, el primero alude al presente, el segundo al futuro y el tercero y cuarto al presente y al futuro como prolongación de dicho presente.

Ejemplos de uso de la frase <<apañados estamos>> y su sinónima <<estamos apañados>>

1 Decía el académico de la lengua y ladino afeador, ridiculizador, caricaturizador y ninguneador de los españoles y su idiosincrasia, tan diferente –cabía leer entre líneas en sus artículos de prensa dedicados a esa antiespañola labor de zapa–, de la de alguien como él que había vivido en Venecia y en París (¡dos lugares que se las traen, ya sólo le faltaba Londres!), decía, íbamos diciendo, que sí, vale, lo admitía; admitía que los formatos televisivos que empezaron a convertir en basura infecta la televisión española con la llegada del llamado régimen del 78 (el de la Constitución de 1978, con la que se culminó la transformación de la forma de gobierno en España tras la muerte del autócrata Francisco Franco en 1975) venían de fuera. Que él admitía que esa telebasura no era invento de los españoles, pero que a ellos les gustaba más, porque eran gente de peor calidad (más chusca –en el sentido de más burda, más grosera– y proclive a lo peor) y a la que, en cuestión de gusto estético, la mierda le venía como anillo al dedo, como si hubiera sido inventada ex profeso para ella, vamos, es lo que venía a decir este académico de la lengua viperina. No lo decía exactamente así, con esas palabras, pero esa era la idea que transmitía en sus retorcidísimas apreciaciones antiespañolas, que era prácticamente el único tema de sus artículos periodísticos: el de contribuir a la demolición de la autoestima de los españoles, que si se quedan sin autoestima y además, de propina, les convencen de que su país, como reflejo de ellos que es, también es una caquita con una historia que es una gran cagada, para qué van a defender nada, ni nación ni nada, ya que uno sólo se molesta en defender, en todo caso, lo que vale, no va a morir por un país que es una mierda habitado por gente que es mierda. Una mentira cochina la suya, la del académico de marras, como tantas otras vertidas sobre el pueblo español, su país, y su historia, sobre todo, y ya es curioso, por españoles (o lo que sean). Podía haber dicho, en vez de eso, que qué casualidad que la putrefacta mercancía viniera precisamente de sus mayores odiadores –odiadores del pueblo español– o, si se prefiere, y lo que seguramente será más exacto, de sus mayores enemigos históricos y de quienes cabe suponer que mayores ganas tendrán, o quienes más se alegrarían, de ver España convertida en una porqueriza, en una cochinera habitada por cerdos a dos patas. Si bien no debe de ser ese el motivo de la invasión cultural porquerizadora, ya que los niveles de degradación a los que llegan los reality-shows en esos países son mucho mayores que los niveles a los que se llega en España, detalle este que podría haberle servido a este “intelectual” para darle el palo en el lomo a las gentes de esos países, donde hasta la prensa escrita de mayor tirada causa espanto, pero no. Por supuesto que este “intelectual” no se lo da a quien debe. Él, palo al mono, que es de goma. Y el mono, para la gente como él, no puede ser más que España. Sin la menor base intelectual ni, mucho menos, fundamento moral. Porque ¿Cómo sabe él que lo que afirma es así? ¿En qué estudio sociológico fiable, argumentación lógica o intuición razonable se apoya? En ninguna. Ni falta que le hace. Le importa una higa si es verdadero o falso lo que dice, eso es evidente. Él, a lo suyo: al escarnio de sus compatriotas, que está claro que en su corazón no lo son. Veamos. Por citar una de las muchísimas referencias (¡se podían encontrar incluso en la prensa!), que sirven para arrojar luz sobre esto, en la revista semanal sobre la programaciones de los canales de televisión españoles El Semanal TV se leía en su número del 25-6-1994 lo siguiente, bajo la foto de un maromo con el torso desnudo y un casco de legionario romano en lo que parece un vestuario: <<La fiebre de la cámara oculta amenaza con extenderse [en la televisión que se hace actualmente en España]. Después de Tatocao [= Te ha tocado (dicho de forma vulgar y supuestamente graciosa)] viene Te he pillao [= Te he pillado (dicho de una forma vulgar y supuestamente guay)], un engendro británico que se ha limitado a..situaciones que harían sonrojarse al más sinvergüenza>>. Un engendro británico, ¿no? También habría podido ser, perfectamente, yanqui u holandés. La verdad es que con estos intelectuales, con pensadores de este jaez, bien pueden los españoles con ganas de quejarse decir, con el significado de <<¡es un panorama malísimo (negrísimo)!>>, aquello de <<¡apañados estamos!>> (o, también y traduciendo el catalán <<estem fotuts>> del cantante Peret en su canción así titulada, <<estamos jodidos>>). Porque si no sólo no explican nada de lo verdaderamente importante ni analizan nada que merezca la pena, o si lo hacen es de aquella manera (de forma sectaria y/o tendenciosa y/o maniquea, cuando no para no dar pie con bola o para acertar pero quedándose en la superficie y sin buscar nunca, pero lo que se dice nunca, la verdadera madre del cordero, no sea que alguien les dé un fuerte capón por pasarse de listos buscando la verdad), o sea, que si además de no explicar nada de enjundia, se dedican a marear la perdiz sin aclarar nada ni iluminar las mentes con la verdad, pues para eso mejor que se queden en su casa rezándole a su dios, que a saber cuál será, igual los que hay en el altar de la mentira o en el de la cobardía, pero seguro que no el que en español empieza con la letra mayúscula D.

2 El último grito en el control del ciudadano es el invento de un escáner que diferencia el color y la temperatura de las ideas. De este modo, basta con pasar la cabeza por el aparato para que a usted le digan si es un criminal, tiene instintos terroristas, es un pervertido o simplemente se está jiñando en la familia de los inspectores que le exploran las meninges./ Lo que podría parecer una curiosa broma de mal gusto, resulta que es un asunto científico muy serio que algunos prohombres del autoritarismo tecnológico están muy mentecatamente dispuestos a utilizar como prueba de peso para procesar a aquellos cuyos tintes de sesera no se asemejen a un pacífico y liviano anuncio de compresas. Era lo único que faltaba antes de llegar a esa plana sociedad futura inofensiva y lobotomizada que nos profetizan./ Apañados estamos [= es un panorama malísimo (negrísimo) el que nos espera].  Jorge Berlanga. La Razón,9-4-2004.

Fea cara humana usada para ilustrar la expresión española “apañados estamos”.
A este pobre hombre de triste mirada y nariz volatilizada le han puesto un código de barras en el cerebro. Pobre hombre. Pues como se ponga el invento de moda apañados estamos. Habrá que cruzar los dedos o algo. (La sombría imagen figura en el álbum del grupo californiano de thrash metal Megadeth sacado en 2009 con el título de «Endgame» (Se acabó el juego (de la farsa de las apariencias)), en el que la canción de no demasiado brutal pero amenazador sonido que da título a este disco imprescindible para los amantes del género figura en séptimo lugar).

<<Hasta aquí hemos llegado>> o <<hasta aquí ha llegado el juego (el juego de las apariencias)>> serían dos traducciones libres válidas de <<Endgame>>, ya que de eso trata (de eso es de lo que va) la interesante letra de esta canción sobre la caída de máscaras, o más bien sobre el hecho de que ya no se molestan en llevar puesta la máscara y se la quitan, al estar seguros de que la victoria final no se les puede escapar.

3 En el vídeo en Youtube de la imagen bajo estas líneas, publicado el 16-2-2021 con el título de <<Rubén Gisbert: “En España suben aquellos que el sistema permite, las excrecencias”>>, hay un comentario, de Evelyn Lagos Sunsin, que dice así: <<Los medios de comunicación deben estar al servicio del pueblo y no al servicio del gobierno de turno, porque mientras lo hagan cuidando el empleíto y el sueldazo apañados estamos>> [= vamos a seguir estando en una situación chunguísima]>>.

El periodista español Ruben Gisbert en una ilustración de la expresión española "apañados estamos".
“En España suben aquellos que el sistema permite, las excrecencias”. Pues apañados estamos, ciertamente, con el sistemita, como esto sea verdad, que seguramente no lo será, porque cómo va a ser verdad una cosa así, tan conspiranoica y tan terraplanista. Hay que negarse a creer estos bulos. Es desinformación que lo único que hace es intoxicar e ir contra la democracia y la libertad. «¿Y contra los derechos humanos no?». Por supuesto que también, faltaría más; eso se sobreentiende.

4 En su versión digital, el periódico Diario de Sevilla publica el 4-9-2009 un artículo sobre la política española, titulado <<Apañados estamos…>>, que termina así (Zapatero es el presidente del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, y Rajoy el líder de la oposición, Mariano Rajoy): <<No es raro que las encuestas valoren tan mal a Zapatero y, al mismo tiempo, peor a Rajoy. Estamos apañados con la pareja [= No cabe esperar nada bueno precisamente de esta pareja]>>.

VÉRSELE EL PLUMERO a alguien

Significado y ejemplos de la expresión VÉRSELE EL PLUMERO

La frase VÉRSELE EL PLUMERO [A alguien] significa poder ser vista (traslucirse, quedar al descubierto) la verdadera naturaleza [de alguien] (su forma de sentir, de pensar, qué intenciones tiene, etcétera) en relación con el asunto o la cosa [sobreentendida o referida] de que se trate.

  • Cuando se hace alusión al asunto o a la cosa de que se trata, puede especificarse qué asunto o qué cosa es mediante un adjetivo (ejemplos segundo y tercero) o un nombre precedido de <<de>> (ejemplo cuarto), o puede no especificarse mediante el uso de <<algún/alguna>> o <<ningún/ninguna>> (ejemplo quinto de los que siguen).
El cantante de nombre artístico El Pastor de Andorra en una funda de disco con varios de sus éxitos, en una imagen usada para ilustrar la expresión “vérsele el plumero”.
Podrá el maño José Iranzo no parecerse mucho al yogurín canadiense Justin Biever, que es lo que al parecer mola, pero además de cantar como un hombre y no como un sistémico monigote, vérsele el plumero, no se le ve.

Ejemplos de uso:

  1. Por mucho que disimule se le ve el plumero.
  2. Dice que es conservador, en el sentido que se le suele dar a esa palabra de tradicionalista, pero no deja de vérsele el plumero progresista, que es exactamente lo contrario de tradicionalista.
  3. Como es sabido, la valentía de los soldados españoles que combatieron como voluntarios en Rusia durante la segunda guerra mundial dejaba boquiabiertos a los mandos alemanes. Con anterioridad a ello, la infantería española fue la mejor del mundo durante varios siglos. Durante esa época, en el cuerpo a cuerpo no había soldado más temido que el español. Los soldados ingleses, que dicho sea de paso eran derrotados casi siempre por los españoles, preferían combatir contra ellos en el mar y de barco a barco, y que llegaran por mar a que lo hicieran por tierra, porque si era por tierra “que San Jorge nos proteja”. Ya el emperador romano Octavio Augusto supo de la ferocidad de los hispanos en el combate cuando en el año 27 antes de Cristo tuvo que mandar a su mejor general, Marco Agripa, al frente de siete legiones, para intentar doblegar la resistencia de los Cántabros y los Astures. Pero este antiespañol camuflado que es don Arturo parece que prefiere ignorar en sus artículos estas cosas.  Se comprende. Si lo que a uno le gusta es echar pestes de los españoles, y no digamos ya si te pagan por ello, tiene que ser difícil señalar estas cosas al escribir, aunque de vez en cuando se mencione algo de ello para disimular y que a uno no se le vea el plumero antiespañol. O que no se le vea demasiado, es decir, que le pase desapercibido a la mayoría de los lectores, sobre todo los que son esporádicos y por ello no van observando un detalle que parece indicar antiespañolía por aquí y otro por allá, hasta acabar dándose cuenta, si no andan muy despistados, de que incluso en gente que va de patriota, o que aparenta serlo al primer golpe de vista, puede ocultarse un furibundo antipatriota o, más concretamente, un antiespañol redomado y cuya mayor felicidad posiblemente fuera ver confirmada su opinión de que cada país tiene lo que se merece, y si lo que se merece es irse a la mierda, como obviamente es el caso de España en opinión de quienes en su seno la odian, pues muy bien está que a ella se vaya o, según el caso, se haya ido.
  4. Se le ve el plumero de la antiespañolía. Es un antiespañol. Sin la menor duda. Incluso yo diría, y creo que no exageraría, que es un antiespañol como la copa de un pino. Menudo elemento, el amigo Arturín.
  5. Muy bien lo que se ve en la foto de abajo. <<Madrecita María del Carmen>>. Eso es hacer un título de canción con un par. Macho ahí. Y no digamos ya la canción siguiente, la tercera de la lista. Un título tan políticamente incorrecto en los desdichados tiempos que para los españoles corren. Que manda cojones que lo sea, que un título así sea políticamente incorrecto, lo contrario de lo que debería ser. Sobre todo, por no decir que prácticamente en exclusiva, en ciertos sectores, como no hace falta precisar. Sectores sociales de españoles diferentes a los <<catetos>> y del <<populacho>> a los que les gusta el gran Manolo <<Porompompero>>. Bueno, y diferentes al rey Hassan de Marruecos (el anterior al que hay ahora en el año de gracia de 2022), que no era populacho pero al que le encantaba uno todavía más difícil de soportar que Manolo Escobar si se tiene determinada sensibilidad: el cantante de jotas turolense conocido como el Pastor de Andorra, al que llevaba a su palacio para verlo cantar en vivo, y alucinar en colorines ante la tan fina como tremenda fuerza del arte musical español. Según cuenta el interfecto, a pesar de ser un humilde pastor de ovejas del pueblecito de Andorra, en la provincia de Teruel, el rey moro le pagaba por ello muy esplendorosamente, o más bien se empeñaba en pagarle, porque el pastor no aceptaba el dinero y le bastaba con dejar tan alto el pabellón español como su gran potencia cantora y su mucho arte le permitían, o sea, que lo dejaba altísimo. Un buen y noble baturro de los de toda la vida, y al que, a diferencia de otros que jamás de los jamases le habrían invitado ni borrachos a palacio en el muy hipotético caso de que se hubieran dignado enterarse de su existencia, no podía vérsele ningún plumero ni ninguna plumera (tampoco ningún plumere, en debida observación de nuestro muy amado, y nunca suficientemente ponderado y celebrado, invento moderno –oh diosa modernidad, a tus pies nos postramos!– del lenguaje inclusivo, sobre el que en este blog se da amplia información, así como significativos ejemplos de uso real, en la entrada dedicada al <<masculino genérico>>).
El cantante Manolo Escobar en una funda de disco con una lista de sus éxitos, en una imagen usada para ilustrar la expresión “vérsele el plumero”.
El gran cantante de Almería, sobre quien en muchos discos se rotula “Manolo de España”, y a quien vérsele el plumero de la antiespañolía la verdad es que no se le ve mucho. A diferencia de otros, como huelga precisar. Olé ahí (si es que se puede decir ole, que vaya usted a saber, con esto de lo que es mejor no decir en evitación de posibles problemas).

Ejemplo suplementario de la frase <<vérsele el plumero>>:

Lo dicho: la frase <<vérsele el plumero>> es de imposible aplicación al cantante de jotas aragonesas José Iranzo Bielsa, más conocido como El Pastor de Andorra y uno de los miles de los grandes cantantes y músicos de la inverosímilmente original, variada y grandiosa música española ignorados, sin que se le caiga a nadie la cara de vergüenza, por los medios de comunicación, que, claro es, para promocionar la morralla, y no digamos ya si es yanqui o anglo, siempre tienen cuanto espacio y ganas sean menester y casi tantas como para promocionar el demoníaco y asqueroso Halloween, así, con su nombre anglo y todo, por si te quejabas de que es que no te están poniendo suficientemente fácil verle el plumero a una ingeniería social que lo inunda todo. Menos mal que queda, al menos de momento, la posibilidad del recuerdo. Para ir a buscar descanso y consuelo en él. Por ejemplo recordando a gente como El Pastor de Andorra. Se nota que es un buen hombre y un genuino representante de la típica y tópica nobleza baturra hasta en las letras de las jotas que compuso. En una (la titulada «Tenía una manta en el monte») dice: <<Bendita sea la madre que nos parió a los pastores>> (gentes bien nacidas que respetan como Dios manda –“¡honrarás a tu padre y a tu madre!”–, cuando no veneran, a sus madres). Amor hacia la madre que no quita, como es natural, para que en otra jota le diga pícaramente a una moza: <<Te di un besico en la boca. Y como ahora hemos reñido, me lo tienes que devolver>>. Un tío noble que, como nadie le ha envenenado la mente, escribe en otra jotica de corazón y con la normalidad de las cosas que son normales: <<No levantes tanto el vuelo, palomica, palomica. No levantes tanto el vuelo, porque te saldrás de España y no sabrás volver luego>>. Exactamente lo contrario de lo que en la actualidad se predica y fomenta en una parte del mundo en la que ser lo que se es ha pasado a ser realidad a destruir: la ciudadanía del mundo, o sea, la disolución en la nada. No es de extrañar que bajo un disco suyo que hay en internet, en el canal «La música del recuerdo» y con la imagen puesta al principio de esta entrada, haya muchos comentarios como los siguientes (todos son así, de este respetuosísimo cariz): <<Soy andaluz y me emociono oyendo a este humilde pero grandioso cantante de jotas. Era un hombre de pueblo cantando para su pueblo>> (Juan Jiménez), <<Qué gran español y aragonés. Viva la Jota>> (José Muñoz), <<No te preocupes por los 70. Son cobardes. La sombra siempre va por detrás de la luz. Que viva el Pastor de Andorra y toda su descendencia>> (Mari Carmen Prades).

Menuda diferencia con los miserables farsantes y cantamañanas que pueblan, o que infectan si se prefiere, la vida de la España posmoderna (no hay que olvidar que al hablar de la sacrosanta modernidad, que ya pasó y no precisamente para bien, se quiere decir posmodernidad, o lo que es lo mismo modernidad elevada a su máxima expresión, el tiempo del rico y variado surtido de inventados artificios y lindezas a cuyo siniestro son al parecer, te guste o no, hay que bailar).

TOMA CASTAÑA

Significado y ejemplos de la expresión TOMA CASTAÑA

La frase TOMA CASTAÑA es expresión de burla irónica usada para ridiculizar algo sobreentendido.

Ejemplo de uso:

  1. [Palabras del periodista y escritor Pío Moa, en el minuto 50:30 del vídeo titulado “La Transición*… ¿hacia dónde?”, del canal de Youtube “Una hora con la Historia – Pío Moa y Javier G. Isac”:Sobre [el presidente del gobierno español Adolfo] Suárez yo me he basado en los libros de Luis Herrero y Gregorio Morán. Este Gregorio Morán con un exceso de interpretación sicológica, sin que sepamos muy bien si con ella queda descrito el biografiado o el biógrafo. Porque, claro, ocurre muy a menudo, por ejemplo  con [el escritor inglés sobre la historia de España Paul] Preston… Preston da una visión completamente ruin de Franco. Pero ¿quién es el ruin, Franco o Preston? Claro, cada uno da la visión según cómo uno es, ¿no?, y según se piensa, ¿no? Por ejemplo, la dedicatoria del libro de Morán –se titula “Suárez, ambición y destino”– pues no es lo que se dice afortunada, ¿no? Dice: <<A mi generación, que empezó luchando contra la mentira que fue el franquismo>> –toma castaña**, ¿no? –. <<Y que luego acabó aceptando todas las demás>>. La verdad es que sólo una fracción mínima de su generación luchó contra el franquismo. Que fue una realidad histórica, y no una mentira. Y que, además, estos que lucharon contra el franquismo éramos muy poco franquistas. Éramos comunistas. El franquismo no tuvo oposición democrática. Hay que partir de este hecho real para entender –eso sí– las farsas y las mentiras que han venido después.     [* En referencia al proceso político español de paso del franquismo (el régimen autoritario de Francisco Franco) al régimen democrático que le sucedió tras su muerte en 1975. / ** En este caso el uso de la expresión es ridiculizador de la grandilocuencia de las palabras y del hecho de que el aludido presuma de héroe, cuando –en opinión del hablante– no lo fue, entre otras posibles razones por lo que explica a continuación. La expresión <<toma castaña>> aquí equivale aproximadamente a decir <<Qué cosas tiene uno que oír en esta vida>>, entendiendo por <<qué cosas>> <<qué tonterías>>, y/o <<qué falsedades>>, etcétera].

Ejemplo suplementario de <<toma castaña>>:

El poeta afrancesado español Antonio Machado (1875-1939), que, como su predecesor el también afrancesado Mariano José de Larra estaba especializado en vomitar bilis sobre España, tiene un poema, titulado <<El mañana efímero>>, de su obra de 1912 <<Campos de Castilla>>, en el que dice lo siguiente:

<<Esa España inferior que ora y bosteza,/ vieja y tahúr, zaragatera y triste;/ esa España inferior que ora y embiste,/ cuando se digna usar de la cabeza,/ ..>>.

Tiene mérito conseguir en tan pocas líneas tamaña concentración de odio a España. O sea, de odio a los españoles. Porque los llama inferiores (inferiores a los franceses sobre todo, cabe entender), beatos, vagos, tahúres, cornudos y descerebrados. Ahí es nada. Pero lo mejor de todo es que los llama tristes. Toma castaña.

Toma castaña usada aquí como frase indicativa de burla irónica ante algo sobreentendido que se considera un disparate. Lo sobreentendido es la  consideración por su parte de los castellanos como gente triste. Sea cierta o no esa consideración, ya que si simplemente se trata de propaganda antiespañola puede no compartir esa opinión (pero cuando sale la cosa tan redondita, lo más probable es que haya convencimiento, porque el odio verdadero es difícil mostrarlo de forma tan perfecta). Y la carga irónica que lleva consigo el uso de la expresión expresa que lejos de ser los castellanos, como los demás españoles en general, gente triste, si por algo destacan es precisamente por lo contrario. Menudo lumbrera, el Machado (si su opinión es sincera). Como su predecesor el también afrancesado Mariano José de Larra, que decía que lo que veía por Madrid era gente muerta. ¡En la ciudad del chotis y las verbenas resulta que, según él, la gente estaba muerta! (pero como eran todos tontos menos él, no se daban cuenta –decía el menda–, a diferencia de él, que como era inteligente porque tenía formación finolis francesa y no paleta española, sí que se daba cuenta). Bueno, todo sea por el reparto de candela. A España, naturalmente.

En su libro del XIX <<Cartas desde mi celda>>, Gustavo Adolfo Bécquer, un personaje infinitamente menos impresentable que los dos sujetos anteriores, además de mejor escritor, cuenta cómo las mozas aragonesas cantaban en sus desplazamientos por el campo. Qué raro, que esa gente muerta pudiera cantar, o medio muerta como mínimo, porque tampoco estaban tan lejos de Castilla. Y no sólo eso, sino que además de cantar las mozas y bailar la nada moribunda jota mozas y mozos, sabían hacer la música más alegre del mundo junto a la también hispana de Hispanoamérica (la salsa, por ejemplo). La misma clase de música, toda ella, que hace que en Youtube se encuentren por doquier comentarios sobre la música del mundo hispano como los que siguen.

Comentarios bajo el vídeo del canal “Flamenco & rumba” presentado con el título de “Yo soy esa – Las mejores coplas”: José Romero: <<Gracias por este regalo que nos resucita el alma. Maravillas de España>>. María Luisa López: <<Gracias por tan hermosa música como la española. No hay otra mejor. La copla española da alegría de vivir y quita todas las penas. Muchas gracias… y viva la música española>>. Kleber Hernández: <<Me da mucha alegría oír a los mejores de Spanien>>. Marie M.: <<La chanson et musique espagnoles: les meilleurs. J’adore>>. Luis Montero: <<Esto es lo español, lo que ayuda a querer vivir, porque lo que nos quieren colar hoy… Hasta en los reportajes taurinos nos quitan el pasodoble y nos meten el inglés. Cómo se manipula un país. Me rompen el alma. Pregunto en qué país estoy viviendo [..]>>.

El pasodoble, dicho sea de paso, es la alegría químicamente pura. A un cenutrio español antiespañol podrá no parecérselo, en el supuesto de que se digne enterarse de que existe, pero, por citar un solo ejemplo más de entre los miles similares disponibles, he aquí otro comentario de Youtube (dejado en el <<full album>> del muy alegre grupo venezolano de salsa clásica de los sesenta Los Kenya): <<Hello! My name is Katya. I’m from Russia and I dont know how I found that, but this is awesome>>. Esta palabra, <<awesome>>, es muy usada en los comentarios en inglés sobre música española. No tanto, ni de lejos, en los comentarios que hay en otras músicas.

Pero qué decir de tantos otros géneros. ¡Si hasta hay un palo del flamenco que se llama alegrías! Escúchese una canción, entre miles comparables, como la titulada “Los aceituneros” a poder ser en interpretación de Marifé de Triana y en el canal de Youtube donde se la titula “Los asituneros” (el canal “Marifé de Triana – Topic”, donde aparece con la imagen bajo estas líneas).

La cantante española Marifé de Triana en una imagen suya en blanco y negro usada para ilustrar la expresión “toma castaña”.
María Felisa Martínez López, nacida en 1936 en el pueblo sevillano de Burguillos y emperadora de las Españas. Toma castaña.

¡Ole ahí! Un derroche de vitalidad y alegría esta combinación de cantante portentosa y música sublime.

¿Cómo unos subhumanos como los españoles, tras ser los seres más adelantados en todos los campos y los más importantes personajes del mundo, de golpe y porrazo resulta que son eso, lo que estos elementos dicen, una chusma que ni tiene canciones, y mucho menos alegres dada su condición torva y –según el amigo Machado– cainita, y como para tirarla directamente a la basura?

<<Y por si no fueran suficiente basura estos dichosos españoletos emperrados en ser como los españoles en vez de como los franceses –podría decir cualquier antiespañol de estos–, luego van y componen el pasodoble “Suspiros de España”>>. <<¡Un pasodoble españolón! ¡Si por lo menos lo hubieran titulado “Suspiros de Francia”! ¡Qué gente! ¡Está visto que no tienen remedio! ¡Mañana mismo me vuelvo a Francia! ¡Vamos, pero que mañana mismo!>>.

¡Buen viaje! –como se suele decir en estas ocasiones.

Es inimaginable que cualquiera de estos juntaletras de postín le dijera a la Marifé <<¡Viva la madre que te parió!>>. Y no digamos que dijera <<¡Viva España!>> o, como hace Manolo Escobar en su famosa canción, se marcara un <<¡Que viva España!>>. Que dijera <<¡Viva la Hispanidad!>> sería ciencia ficción. Y que dijera <<¡Viva la Hispanidad reunificada!>>, algo inconcebible por el mismísimo Dios. Ni en el más enloquecido de los delirios diría ningún antiespañol de estos –partidarios del mayor enemigo histórico de España los unos, los afrancesados, y del también mayor enemigo histórico de España los otros, los anglófilos–, ni en el deliro más enloquecido en que pudieran caer, diría ninguno de ellos nada que no fuera contra España y en favor de sus respectivos amores, o de los dos, porque puede perfectamente darse el caso de que con tal de joder a España no hagan ascos a ninguno, y por ellos como si tienen que irse a la cama con la Gran Puta de Babilonia: no problem, oiga; cualquier cosa con tal de ciscarse en la tierra do moran los ancestros de Iberia.

Aquí hay gato encerrado. Y bastante gordo, además. Porque ¿cómo puede ser que tenga España tantos enemigos internos?, ¿cómo se explica que haya tantos españoles, o supuestos españoles, que parezcan tenérsela jurada a la patria que les vio nacer? ¿Cuál puede ser la explicación de que haya tanto traidor a un país de historia tan grandiosa que lo único normal sería exactamente todo lo contrario, que encontrarle un traidor fuera más difícil que encontrar una aguja en un pajar?

Aquí hay algo muy raro y que huele muy, pero que muy mal; que huele que apesta. ¿Qué será? Nadie pregunte al poeta. Ni al otro. Es dar ideas al enemigo. Dirá en su próximo libro, que lo harán un éxito de ventas como está mandado, que <<¡cómo quiere usted, señor mío, que no huela España mal! ¡Huele a España! ¡Y a ajo! En el supuesto de que España y un ajo no sean una y la misma cosa, que es un supuesto demasiado piadoso por mi parte pero que –sintiéndolo mucho, eso sí–, he de tener en cuenta debido a mi formación en el pensamiento racional francés de pensar con las neuronas y no, como ustedes –porque yo he nacido aquí pero no me considero español–, con las tripas».

DAR CIEN VUELTAS

Significado de la expresión DAR CIEN VUELTAS

DAR CIEN VUELTAS [alguien a alguien o algo a algo] significa ser extraordinariamente superior [una persona a otra o una cosa a otra].

Ejemplos de uso de la expresión <<dar cien vueltas>>

  1. –Yo a ti te doy cien vueltas jugando al fútbol. Juego así como diez veces mejor que tú. –¿Sólo diez veces? –Es que lo que tú haces ni es jugar al fútbol. Es jugar a no jugar al fútbol.
  2. En fútbol Argentina da cien vueltas a la mayoría de los países del mundo.
  3. ¿Omán? No sé dónde está Omán, pero lo que sí sé es que en fútbol Argentina le da cien vueltas. Eso seguro. Los tres mejores jugadores de la historia del fútbol son todos argentinos: Di Stéfano, Maradona y Messi. Alfredo Di Stéfano, Diego Armando Maradona y Leo Messi.
  4. Francisco Raúl Gutiérrez Grillo, que artísticamente se hizo llamar Machito, fue un músico cubano nacido en La Habana que fundó en 1940, junto a Mario Bauzá, Los Afro-Cubans, una orquesta de jazz hispano (el llamado, incorrectamente –por antihispana influencia anglosajona (Latin jazz)–, jazz latino). Un tipo de jazz muchísimo mejor, en lo instrumental y en lo que no es instrumental, y sobre todo más alegre, que el jazz propiamente dicho, que es el estadounidense, al que da cien vueltas. Aunque también se lo llama jazz afrocubano, la clara intención es en este caso la misma: desviar la atención de lo hispano, cosa nada rara si se tiene en cuenta que donde más se produjo este género musical fue en Nueva York, precisamente donde fundó esta orquesta el habanero Gutiérrez Grillo. El nombre de Afro-Cubans simplemente hace referencia a la raza de los hispanos componentes de la orquesta, y no a su cultura, que no es africana sino cubana, y por lo tanto hispana. De todas formas, es cierto que en determinados ritmos hispanoamericanos, sobre todo en la salsa, se juega en ocasiones con guiños al mundo africano (al África negra) mediante referencias ensoñadoras a Dakar, en Senegal, y a Mozambique, e incluso hay un grupo salsero venezolano de los sesenta llamado Los Kenya. Pero en ninguno de estos casos hay intención antihispana sino, si acaso, más bien todo lo contrario: la intención de desmarcarse aún más del mundo anglo y su cultura, esto es, de marcar mayor distancia con el mismo. Así, por ejemplo, el gran pianista y compositor puertorriqueño-estadounidense de salsa y jazz hispano Eddie Palmieri, cuyo nombre real era Eduardo Palmieri, sacó en 1965 un álbum titulado Mozambique, en el que sí había una fuerte influencia rítmica africana incorporada como valor añadido pero no había ninguna reivindicación de ascendencia africana, entre otras razones porque Palmieri era un hispano blanco de ascendencia italiana (para más señas, uno de los grandes de la música salsa de esa superpotencia musical que es la perla del Caribe, la isla de Puerto Rico). Esto es así hasta el extremo de que lo que se da es justo lo contrario: en Senegal y algún que otro país africano se incorporaron algunos músicos al movimiento salsero hispano en la época de esplendor de la salsa clásica o dura (poco o nada que ver con la posterior salsa romántica, que, salvo excepciones, es una caquita vaticinadora de las porquerías musicales que estaban por llegar o, más exactamente, por ser incorporadas a la basurización estético-espiritual del mundo). La incorporación de lo hispano al África, y no al revés, queda claramente demostrada por el hecho de que hasta cantaban los senegaleses y demás en español (incluso sin conocer, aparentemente, el idioma (puede escucharse, para verlo, a la Tropical Jazz de Dakar interpretando por ejemplo el tema <<Yo soy Babalú>>, del músico neoyorquino de ascendencia portorriqueña Ricardo Maldonado Morales, conocido musicalmente como Ricardo o Richie Ray)). Es decir, un género musical hispano con esporádicas influencias africanas, fue adoptado por algunos africanos, quienes, curiosamente, ¡lo que solían tocar eran cosas con escaso o nulo contenido rítmico africano! (eso sí, con un toque peculiar, como una especie de desafinamiento o amateurismo, muy sabroso y atractivo para los aficionados a la salsa). Luego de jazz afrocubano o afrolatino y esas invenciones dirigidas a menguar el componente hispano y por tanto el mérito de los hispanos (¡hay que aprovechar todas las ocasiones para hundir o reducirle el mérito a la hispanidad!), nada de nada: esa música no es otra cosa más que jazz hispano, por mucho que se empeñen los acuñadores de etiquetas del negocio musical en llamarlo latino mientras a la música italiana, “curiosamente”, no la llaman latina (lo italiano no es pájaro a abatir), sino italiana. Un género musical de vitalidad tan grande es éste monopolizado casi en exclusiva por los puertorriqueños que en realidad ni siquiera debería llamarse jazz, un género que suele ser bastante apagado y hasta sombrío, pero que en cualquier caso es una música tan portentosa que consigue hacer una cosa dificilísima: dar cien vueltas a una música tan buena –que lo es– como el jazz anglosajón. Y es que el jazz es música buena, o muy buena si se quiere, pero el jazz latino, digo hispano, es música genial. Eso sí (se siente, pollitos): no sirve para echar un pie.
El grupo musical venezolano de los años sesenta Los Kenyas, en una imagen usada para ilustrar la expresión “dar cien vueltas”.
¿Pueden Los Kenyas de Venezuela dar cien vueltas a Los Venezuelas de Kenia? Por supuesto. Les dan cien vueltas incluso con las manos atadas. Dicho sea con todos los respetos, porque son muy buenos, a los Venezuelas de Kenia, a los Puertorricos de Senegal, a los Cubas de Mali y a quien o quienes sea menester.

TO RUN RINGS ROUND (or AROUND) [someone] in Spanish

La expresión inglesa <<to run [someone] rings round (or around) [someone]>> se traduce al español por la frase, también aplicable a cosas (cuando una cosa es muchísimo mejor que otra), <<dar cien vueltas [una persona a otra o una cosa a otra]>>.

TODO LLEGA EN ESTA VIDA (o EN LA VIDA)

Significado de TODO LLEGA EN ESTA VIDA (o EN LA VIDA)

La expresión TODO LLEGA EN ESTA VIDA (o EN LA VIDA) tiene dos significados:

  1. Si se tiene la paciencia suficiente y se sabe esperar, finalmente se logra, o es en muchos casos muy probable que se logre, aquello que se persigue.
  2. Frase usada para invitar a la calma y a la fe en el futuro, recordando que la cosa de que se trate (la cosa cuya no realización causa inquietud y desasosiego) finalmente llegará. Esta invitación a la calma y a tener paciencia se dirige especialmente a alguien que ha dado muestras de impaciencia por que algo llegue a ser el caso o suceder, o alguien que parece dudar de que llegue a ser el caso o suceder.

Ejemplos de uso de la expresión <<todo llega en esta vida>>

Con el significado 1  (la paciencia y la perseverancia dan sus frutos)

  1. [Introducción de una entrevista realizada, el 17-1-2020, por el político español Pablo Iglesias Turrión al ex presidente del gobierno español José Luis Zapatero:]  Nuestro invitado de hoy es del Barça [= seguidor del club de fútbol Barcelona].. Especialista en mediar en conflictos en América Latina*, fue presidente del gobierno español entre 2004 y 2011. En [el programa] Otra Vuelta de Tuerka, José Luis Rodríguez Zapatero./ Presidente Zapatero, bienvenido a Otra Vuelta de Tuerka./ -[José Luis Rodríguez] Bueno, todo llega en esta vida. -[Pablo Iglesias] Todo llega en esta vida. En este programa siempre preguntamos por la infancia..  Youtube. Público TV (programa “Otra vuelta de tuerka”).     [* Lo correcto es decir América Hispana. América Latina es expresión acuñada y puesta en circulación para erosionar en los hispanos de América la conciencia de pertenencia a la Hispanidad, y así, junto al fomento del odio a España y otras técnicas de ingeniería social, facilitar el que siga todo el mundo hispano desunido. Divide y vencerás].

Con el significado 2  (exhortación a la paciencia para conseguir los frutos deseados)

  1. [Fragmento (palabras finales) de una conferencia imaginaria sobre la frase <<si habla mal de España es español>>:]  La frase se usa, si no exclusivamente sí principalmente, aludiendo a lo español en un sentido histórico y cultural, es decir, al mundo celtibérico y su idiosincrasia y cosmovisión, un terreno de lo español sobre el que no hay un pensamiento unánime, sino una división de opiniones, muchas de ellas malas o malísimas, en gran medida –¡o quién sabe si exclusivamente!– por exitosa influencia de la ideología antiespañola de la leyenda negra, según cuya asunción por parte de los propios españoles todo lo francés y lo inglés es bueno pero todo lo español es en cambio, vaya por Dios, malo, o entre malo y peor, cuando no de lo malo lo peor o lo peor de lo peor; una cosa como para estar siempre despotricando contra España y sus gentes, qué remedio queda («si es que son de lo que no hay, oiga; qué patulea de incultos y de tercermundistas más insufrible, quién hubiera nacido en Francia, o en Inglaterra»). Según el pensamiento que asume la leyenda negra como verdad absoluta e incuestionable, el pasado español fue pésimo, y porque fue pésimo, pues por ejemplo no pudo existir el siglo de oro, y de ahí que, al no existir, no se lo tenga en cuenta o siquiera se lo mencione, ya que, por muy buena voluntad que haya es que lo que no existe, pues no existe y a joderse toca. Y según ese mismo pensamiento tan intelectual, pues la desastrosa situación española del presente, la de la segunda década del siglo XXI, se debe, en exclusiva, a los españoles (a los <<españoletos>>, según la perspectiva de los españoles que son superiores a los otros por tener su toquecito, o más bien su toquetazo, francés o inglés): el lamentable estado de cosas actual es culpa de ellos, de los españoletos, que son una escoria humana incapaz de lograr nada mejor. Y porque son incapaces de lograr nada mejor, pues por ejemplo su logro de haber sido durante tres siglos la nación más importante del mundo se ignora, echándose sobre esa hazaña un tupido velo de oprobioso silencio. No sea que al nombrar el siglo de oro y otras grandes glorias hispanas vaya a darle a alguien –del pueblo llano, se entiende, a alguno de los que no leen a Voltaire– por cuestionar la verdad «oficial», o políticamente correcta, de que España es una basura y como es una basura (lo del país de pandereta y todo eso) pues tiene lo que se merece, que no es sino estar hecha una calamidad y en estado comatoso, dentro de una Europa actual al parecer no menos moribunda; y convertida, según algunos opinantes, y áteme usted esa mosca por el rabo, en un desafuero económico pero, sobre todo, en un estercolero mental, espiritual y moral. ¿Pero no habíamos quedado en que España tenía la exclusiva de ser un estercolero? Y ahora dicen que lo de por ahí fuera, allende la frontera pirenaica, es todavía peor. ¡Acabáramos! ¡A ver si va a resultar que le han contado al personal celtibérico sobre esto cosas que no se corresponden ni mucho menos con la realidad! ¡Y a ver si lo que vamos a tener que empezar a hacer los españoles es arrearle candela a Europa y cambiar lo de <<si habla mal de España es español>> por <<si habla mal de Europa es español>>! ¿Qué no caerá esa breva, podría objetar algún patriota español, si es que queda alguno, que supongo que alguno quedará escondido por ahí por el monte? Todo llega en esta vida, oiga, todo llega en esta vida. Y esto es todo. Muchas gracias por su asistencia, su atenta escucha, y sus maduros tomates de la tomatina de Buñol (Tomatazos estrellándose contra el subversivo, huevos podridos volando por el aire en dirección al conferenciante, silbidos enfurecidos y un tímido conato de aplauso por parte de un fulano suicida al que corrieron a gorrazos los demás miembros del público, al llegar la conferencia a su término con esas palabras de que la vida es bella o no sé qué de la vida).
Músicos cubanos en una imagen de música tropical con fondo de playa caribeña, en una imagen usada para ilustrar la expresión todo llega en esta vida.
Varios músicos cubanos sonriendo por la posibilidad, de la que les ha hablado un travieso pajarito, de volver a estar unidos con España. Tranquilos, compays, que ya están muy avanzadas las conversaciones a tal fin. ¡Todo llega en esta vida! (lo de “podéis esperar sentados” lo dejaremos para otra ocasión, para no estropearle la sonrisa al feliz bongosero).

EVERYTHING COMES TO HIM WHO WAITS in Spanish

La expresión inglesa <<everything comes (or all things come) to him who waits>> se dice en español <<todo llega en esta vida (o en la vida)>>.

(Nota: Cosas como <<todo llega para el que espera>> o <<todo llega al que sabe esperar>> son traducciones incorrectas. O al menos no dicen ninguna de esas dos cosas, ni ninguna similar, los hablantes de la península ibérica).

GOOD THINGS COME TO THOSE WHO WAIT in Spanish

La expresión <<good things come to those who wait>>, sinónima de la anterior ya que como ella expresa que la paciencia suele ser finalmente premiada y que se diferencia de ella solamente en que en este caso lo que se logra es objetivamente bueno, se traduce al español por <<a quien espera su bien le llega>>.

EXPRESIONES RELACIONADAS:

EL QUE RESISTE GANA

LA PACIENCIA DE JOB y ARMARSE DE PACIENCIA

SI NO ME EQUIVOCO

Significado de la expresión SI NO ME EQUIVOCO

La frase SI NO ME EQUIVOCO significa lo siguiente:  Quizá me equivoque [al decir lo siguiente], aunque creo que no.

Ejemplos de uso de la frase <<si no me equivoco>>

  1. Si no me equivoco, esta canción la cantó también Carmen Sevilla. –Sí, me parece que también ella hizo una versión. Creo haber visto una versión suya en Youtube. –Por cierto, ¿te gusta cómo cantaba Carmen Sevilla? –No estaba mal. Mejor cantante que actriz era, en mi opinión, pero tampoco fue de las grandes de la canción española. O al menos así me lo parece a mí, que no se puede decir que estuviera entre las grandes. –No, entre las grandes no estuvo. Pero qué guapa, ¿eh? –Ya lo creo.
  2. [Fragmento (minuto 17:40) de una conferencia dada por el politólogo Santiago Armesilla, el 11 de septiembre de 2021, en la Asociación Cívica de la población cordobesa de Hinojosa del Duque:]  De los cuarenta y seis millones de habitantes que viven en España actualmente, la mitad de la población vive en ocho provincias contadas, que son Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Zaragoza, Málaga, Bilbao y, si no me equivoco, Pontevedra. Es decir, en esas ocho provincias vive la mitad de la población del país.   Canal de Youtube “Santiago Armesilla”, vídeo titulado <<Geopolítica y mundo rural en el siglo XXI>>.

Ejemplo suplementario

En la imagen de abajo, la funda del álbum de 1990 de irónico título “Rust in peace” (Oxidaros en paz) en vez de “Rest in peace” (Descanse en paz), donde a un bicho metido en una cápsula parece como si se le quisiera dar vida con un toquecito mágico de uranio. Es el disco que más seguidores de Megadeth considera el mejor del grupo. Si no me equivoco, las cadenas de los pendientes del mago creador de vida de bicho son las de la película aquella en la que un boxeador usaba cadenas para saltar a la comba, porque, según él, así se iba acostumbrando. Parece la misma cadena que yo vi. Lo sea o no, de lo que no cabe duda es de que el artista en primer término está que se sale, contento el tío como un niño con zapatos nuevos, ahí con esa sonrisa de oreja a oreja. Parece segurísimo del éxito del experimento (que no significa en absoluto, aunque parezcan frases semejantes, nada parecido a <<muy seguro parece del éxito del experimento>>, como también podría proceder decir).

Portada de álbum de Megadeth usada para ilustrar las expresiones “si no me equivoco” y “if I am not mistaken”.
Si no me equivoco, entre los espectadores no está Bill Klinton, como sí que parecía estar, al fondo de la imagen, y junto a la Hillary (también riéndose de oreja a oreja), en la funda del álbum de Megadeth del 2004 titulado “The system has failed”. (Lo que hay en posición horizontal dentro del tubo hay que esperar que no sea el transhumano ese en el que dicen que nos quieren convertir; igual han metido ahí a uno normal y mira lo que han hecho con él, que llevará ya su chip y todo).

IF I AM NOT MISTAKEN in Spanish

La expresión inglesa «if I am not mistaken» tiene una equivalencia exacta en español: si no me equivoco. En este caso (el caso de esta expresión) <<equivocarse>> se traduce como <<to be mistaken>> (se traduce como = la traducción es).

If I am not mistaken – translation into Spanish

El grupo californiano de thrash metal Megadeth sacó en 1990 un álbum titulado <<Rust in peace>>, del que forma parte la canción <<Holy wars… The punishment due>>, escrita por el líder del grupo, el guitarrista y vocalista Dave Mustaine. En la letra de dicha canción figura lo siguiente: <<Some people live to destroy me.[..] They killed my wife and my baby, with hopes to enslave me>>. En el canal de Youtube titulado “Irish O’African” hay un vídeo con ese disco bajo el que figura este comentario: <<Worst lyrics of all time are possibly this: `They killed my wife and my baby, with hopes to enslave me’??? / How the hell did that even get written into this song?? / Seems forced by an external hand, but who knows?>>. Otro comenta después: <<Everything makes sense if you listen carefully to the the entire song>>. Y, por último, un tercero añade sobre esto: <<If I’m not mistaken the latter half of this song* is supposed to pay homage to the punisher>> [= Si no me equivoco, la segunda mitad de esta canción debe de rendir homenaje al verdugo].     [* Lo que se dice al final es esto: <<Killers, killers, killers>>].

EXPRESIÓN RELACIONADA:

SALVO ERROR U OMISIÓN

NO ES SANTO DE MI DEVOCIÓN

Significado de la expresión NO ES SANTO DE MI DEVOCIÓN

No es santo de mi devoción es forma frecuente de la frase genérica NO SER [alguien o algo] SANTO DE LA DEVOCIÓN DE [alguien], que significa lo siguiente:  No ser persona que guste a uno o le resulte grata; no ser persona por la cual sienta uno simpatía, sino más bien lo contrario. O, dicho de una cosa, no ser cosa que guste a uno, cosa hacia la cual sienta uno atracción, sino que lo que siente hacia ella es más bien repulsión.

  • Si alguien (una persona A) dice que otra persona no es santo de su devoción (de la devoción de A), la persona A está diciendo que la otra persona no le gusta ni le resulta simpática (a A), no le agrada ni le resulta grata, sino más bien todo lo contrario.
  • Si alguien (una persona A) dice que algo no es santo de su devoción quiere decir que esa cosa no le gusta ni le atrae precisamente, sino más bien todo lo contrario: le causa rechazo.

Más información

  • Casi siempre se usa esta expresión en forma negativa (no ser), pero se puede decir también, aunque ese uso sea raro, en forma afirmativa (ser).
  • Se puede decir también la frase con<<tampoco>> (tampoco ser).
  • Se aplica mayormente a personas, y mucho menos frecuentemente a cosas.

Ejemplos de uso de la frase <<[no] ser santo de la devoción de>> y sus variantes <<no es santo de mi devoción (o de tu, o de su devoción, etcétera)>>

  1. Es santo de mi devoción y me parece que también de la tuya, ¿no? A ti también te gusta, ¿no?
  2. ¿No es santo de tu devoción? Tampoco de la nuestra. Tampoco es santo de nuestra devoción. No sé si lo será de alguien, aunque supongo que sí, que por algo se dice lo de que hay gustos que merecen palos.
  3. No es santo de mi devoción ni puede serlo –dijo uno–, al menos mientras no me cambie de chaqueta, que igual me cambio un día de estos por aquello de que en la variación está el gusto.
  4. Hola. Buenos días a todo el mundo. Bueno, rectifico: a todo el mundo menos a quienes sean aficionados a llamar Paco a los Franciscos, a los que se llaman Francisco. Me explico. Me llamo Francisco y nadie que me llame Paco en vez de Francisco puede ser santo de mi devoción. Odio que me llamen Paco, aunque sepa que es forma cariñosa y sin mala intención de Francisco. Es que me recuerda al tío Paco, personaje histórico que, por si alguien no lo sabe, es Franco, Francisco Franco Bahamonde, a quien con frecuencia se alude tras su muerte diciendo <<el tío Paco>>. Qué dictador más monstruoso, ¿no? Claro, los franquistas –que me parece a mí que todavía hay en España mucho partidario de Franco suelto por ahí– dirán que de monstruo, nada, chaval, que hizo los pantanos gracias a los cuales yo ahora puedo beber agua y tal y cual, todas esas defensas que se gastan los fachas. Pero me da igual. No es santo de mi devoción y ya está, así que a mí que no me llamen Paco, por favor, que yo como me llamo es Francisco, que es un nombre que como a mí, aunque soy joven, me gusta mucho mi paisano el cantante valenciano Francisco, pues eso ya lo llevo mucho mejor porque no me trae a la cabeza al de marras, al comandante en jefe de la atroz dictadura felizmente superada gracias a nuestros heroicos combatientes por la democracia. Y al que le pique que yo diga estas verdades porque lo que le gusta son los países convertidos en un cuartel lleno de campos de concentración, pues que se rasque. Es que yo soy muy mío para estas cosas. Bueno, tampoco es eso, o no solamente eso. Es que los demócratas de toda la vida como yo no podemos pasar por ciertas cosas. Si es que se le ponen a uno los pelos como escarpias al pensar en los muchos años que lo tuvieron que padecer mis abuelos. Bien está que le llamen a uno rojo; vale, se comprende la envidia. Pero ¡¿Paco?! ¡¿Llamarme como el tío Paco yo?! ¡Eso sí que no!

Ejemplo suplementario, en larguísimo texto, de la frase <<no ser santo de mi devoción>> y de su variante <<no es santo de mi devoción>>

No es necesario que sea por la vía de urgencia, pero la ciudadanía se merece un respeto y debería recibir, antes o después, una explicación, por parte de la autoridad o las autoridades competentes, de por qué en esta casa de la imagen la persiana verde de la derecha está inclinada sin que haya dimitido por ello ningún ministro ni haya noticias de que se vaya a producir ninguna dimisión, ni ahora ni más adelante, en el equipo de gobierno de este país, que así va como va, si ni siquiera sabe conservar el patrimonio urbano abandonado, porque la casa esta está deshabitada, como fácilmente se puede apreciar. Por cierto, que la chica de la izquierda ya podía haberla enderezado ella, que tampoco cuesta tanto. Otra que tal. Y seguro que tampoco ella habrá dimitido ni dimitirá, en vez de tanto girar la cabeza y tanto mirar a todas partes menos a la persiana, que es lo que debería tenerle absorbida la atención. Está visto que aquí no dimite nadie; así vamos como vamos. Y por cierto que seguro que el número 7 es el número antiguo de la casa y ahora hay otro. Qué desastre. Y luego dicen algunos que lo que aquí sobran son criticones, gente que no aporta nada y que lo único que sabe es criticar, en vez de hacer algo positivo, en vez de “sumar”, que se ha puesto de moda decir ahora. Encima, eso, que a callar porque los criticones son unos pelmazos. Pues ya solo faltaba que se cercenara la libertad de expresión. No te digo yo lo que hay. Aquí lo que hace falta es más mano dura; digo más labor concienciadora, que es lo que lo que yo quería decir pero no he sabido expresar con palabras. Más concienciar al personal de que lo que hay que hacer es sumar, para progresar, porque si no, lo que pasa es que vamos para atrás como los cangrejos, que por cierto pasaron un buen día de no ser santo de mi devoción, que me daban un asco que no veas, a gustarme mucho, qué cosas tiene la vida, ¿no? Y la verdad, dicho sea de paso, es que me alegro mucho de ese cambio, un cambio para bien, qué duda cabe, porque están riquísimos.

En fin, lo que iba diciendo: que menos dedicarse a volver la cabeza a ver si el camarero trae ya los cangrejos o los calamares, que es una cosa de animales, que sólo piensan en comer, y más usar el cerebro para decir: <<mira, no es santo de mi devoción, pero, por una vez y sin que sirva de precedente, voy a usarlo; todo sea por el perfeccionamiento de la democracia y por los percebes de Galicia>>, que así, sí que vale comer; si se acompaña de pensamiento, sí; pero comer a secas, pues no, porque viene el gran jefe, nos coge del pescuezo y nos mete en el corral, a ver qué va a hacer el pobre con un ganao así, o con unas aves de corral así, mejor dicho. Yo no sé de qué se queja la gente luego cuando no le respetan los derechos democráticos y tal y cual. Porque es que luego, encima de que sólo piensan en satisfacer los instintos animales, en vez de avergonzarse de sí mismos y de apuntarse al voto de pobreza o algo así pues van por ahí aburriendo a las piedras con que “Joder, cómo está el mundo. ¿Sabes lo que me pasó el otro día? Pues que resulta que iba tan tranquilo a comerme unos calamares a la romana y me confundieron con una gallina, o como si me hubieran confundido, vamos, porque me querían llevar al corral («¡p’al corral!» –dijo uno de ellos, mientra me empujaba). Tal como te lo cuento. Y yo ahí, aunque estaba acojonado, echándole huevos –nunca mejor dicho– y repitiendo en vano que “¡no hay derecho!; ¡yo no he hecho nada malo!” Luego me soltaron sin darme explicaciones. No sé, sería un toque de atención nada más. Y yo mascullando que <<¿esto es una democracia? ¡Esto lo que es te lo voy a decir yo a ti!: ¡esto es una república bananera como la copa de un pino! En fin, mejor me callo porque, con tanto espionaje como hay ahora, igual me llevo algún capón de los de verdad. ¡Joder, ni hablar va a poder uno ya!>>.

Vaya por Dios, no encuentro ahora la foto de la que hablaba al principio. Qué habrá pasado con ella. Y no tengo ninguna otra de una persiana inclinada y una chica volviendo la cabeza. Bueno, ya la pondré aquí cuando la encuentre, si la encuentro. O ya encargaré a alguien que exista en la vida real que la ponga si se la encuentra (es que yo soy de ficción, ¿sabe usted?: me he escapado de una novela insoportablemente mala, a ver si me rejuvenecía un poco el cambio de aires).

Por cierto, que en la vueltecita que me estoy dando tan a gusto por ahí, por el mundo real de ustedes (suponiendo que entre los lectores no haya nadie como yo, alguien que no exista de verdad), he aprovechado para mirar internet y he visto, en un canal de Youtube, una entrevista que le hace el político Pablo Iglesias Turrión al ex presidente del gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero. He escuchado la entrevista, que lleva la fecha de 17-1-2020, y he visto también que ahí un comentarista usa la frase que acabo de usar yo de <<no es santo de mi devoción>>. Me refiero a uno que dejó un comentario bajo el vídeo (publicado en el canal Público TV, y concretamente en el programa de esa televisión por internet llamado <<Otra vuelta de tuerka”). Dice así este ciudadano, que supongo que será español (los corchetes son míos): <<He disfrutado de verdad con esta entrevista. Ojalá la televisión fuera más seria y televisaran cosas así. ZP [allí llamaban a Zapatero cuando gobernaba] no es santo de mi devoción, pero es una voz de la experiencia>>.

Muy bien. Así me gusta. Un hombre que respeta la voz de la experiencia. Menos mal. Aún hay esperanza.

El cantaor Camarón de la Isla y el guitarrista Paco de Lucía en una imagen usada para ilustrar la expresión “no es santo de mi devoción”.
Decir “el flamenco no es santo de mi devoción” quedaría raro. Lo normal es decir “no me gusta el flamenco”. También quedaría raro decirlo del guitarrista Paco de Lucía, o de la guitarra española. Porque la frase sugiere cierta inquina hacia la persona o cierto desagrado hacia la cosa de que se trate.

NOT BE SOMEONE’S CUP OF TEA in Spanish

<<No ser santo de la devoción de>> se traduce al inglés por <<not be fond of>> cuando se aplica a personas:

  • Los idiotas no son santos de mi devoción = I am not exactly fond of fools.

Pero cuando se aplica a cosas se traduce con <<not be someone’s cup of tea>>:

  • Los vegetales crudos no son santos de mi devoción = Raw vegetables aren’t  my cup of tea.

Sin embargo, conviene tener en cuenta que no siempre estas dos expresiones inglesas se traducen al español con la frase <<no ser santo de la devoción de>>.

  • Ejemplo de traducción diferente para <<not be fond of [somebody]>> (sin “not”, pero con sentido negativo):

Meanwhile the travellers continued to press on their journey with a dispatch which argued the extremity of the Jew’s fears, since persons at his age are seldom fond of rapid motion. The Palmer, to whom every path and outlet in the wood appeared to be familiar, led the way through the most devious paths, and more than once excited anew the suspicion of the Israelite, that he intended to betray him into some ambuscade of his enemies. (Sir Walter ScottIvahoe (a novel from 1819)).

Entretanto los viajeros seguían tenazmente su marcha, con una diligencia que evidenciaba lo exagerados que eran los temores del judío, ya que a las personas de su edad raramente les apetece moverse deprisa. El Peregrino, para quien todos los senderos y salidas  del bosque parecían familiares, dirigía al grupo por los senderos más sinuosos, y más de una vez volvió a provocar en el hijo de la nación de Israel las sospechas de que tuviera intención de traicionarle conduciéndole a alguna emboscada de sus enemigos.

  • Ejemplos de traducciones diferentes para <<not be someone’s cup of tea>>:

Not be someone’s cup of tea – translations into Spanish

El significado de <<not be someone’s cup of tea>> se expresa raramente en español con la expresión <<no ser [algo] santo de la devoción de [alguien]>>, que se usa muy poco aplicada a cosas, y siempre a cosas materiales. Normalmente se expresa de la forma indica en los siguientes ejemplos:

  • Dancing isn’t [really] my cup of tea.

[La verdad es que] Bailar no me gusta demasiado / [O con matiz irónico:]  [La verdad es que] Bailar no me gusta lo que se dice mucho. (Pero no <<[La verdad es que] bailar no es santo de mi devoción>>).

  • That [TV] program is not my cup of tea.

No me gusta demasiado ese programa / [O con matiz irónico:No me gusta lo que se dice mucho ese programa. (Decir <<Ese programa no es santo de mi devoción>> no sería incorrecto, como sí lo es en el caso anterior de una acción, pero sonaría menos natural).

  • Such a boring sport as swimming cannot be anyone’s cup of tea.

Un deporte tan aburrido como la natación no puede ser el que más le guste a nadie.

  • Such a boring sport as swimming is hardly anyone’s cup of tea.

Un deporte tan aburrido como la natación no es precisamente el que más le puede gustar a uno / Un deporte tan aburrido como la natación difícilmente puede ser el que más le guste a uno.

En el canal de Youtube titulado <<The metal archive>> está publicado <<Paranoid>>, el álbum publicado en 1970 por el grupo británico de rock duro y heavy metal Black Sabbath. Uno de los comentarios bajo el vídeo dice así:

  • Can’t understand how someone can give the thumb down! This is the absolute cult album in hard rock history. Pioneers of Doom Metal. It influences the whole scene to this day. Personally, I don’t like hit music either, but that is why I would not give any negative reviews. It just wouldn’t be my cup of tea!

¡No entiendo cómo se puede dar pulgar abajo! Éste es el álbum de culto perfecto en la historia del rock duro. Adelantados del [género] doom metal. Su influencia en el panorama musical es total hasta hoy. A mí personalmente tampoco me gustan los éxitos musicales, pero por eso no le haría una crítica negativa. ¡No me parecería nada bien!

EXPRESIÓN RELACIONADA:

GUSTARLE A

AHORA SE ENTIENDE TODO

Significado y ejemplo de la expresión AHORA SE ENTIENDE TODO

AHORA SE ENTIENDE TODO es comentario usado para expresar el hecho de haber quedado perfectamente claro finalmente, gracias a cierto hecho, algo complejo u oscuro que había sido hasta ese momento un misterio o que por lo menos había sido un misterio para uno.

  • Equivale a decir frases como estas: <<Vaya, no se entendía (o no entendía yo esto (no lograba yo entender esto)), pero, afortunadamente, ahora sí se entiende perfectamente (o ahora sí lo entiendo perfectamente)>>, <<Esto era un asunto muy difícil de entender (o me resultaba ininteligible), pero ahora ha quedado perfectamente claro (o me ha quedado perfectamente claro)>>.

Ejemplo de uso:

Hay en Youtube un canal argentino, <<Historia con Patricio Lons>>, donde, en un vídeo titulado <<El tablero de ajedrez mundial>>, el analista geoestratégico argentino Marcelo Gullo hace un extenso análisis de cuál es la situación actual de la geoestrategia mundial. En uno de los comentarios de los visualizadores del vídeo se dice lo siguiente:  <<Esto es oro puro. Ahora se entiende todo. Muchas gracias Don Patricio>>.

El geoestratega argentino Marcello Gullo en plena conferencia, en una imagen usada para ilustrar la expresión “ahora se entiende todo”.
El politólogo y escritor argentino Marcello Gullo (autor de “La insubordinación fundante”) en pleno análisis, profundo y detallado, del mundo actual, el de alrededor del año 2020.